Tensión por el arresto de la ex primer ministra

Benazir Bhutto fue interceptada hoy por la policía cuando intentaba acudir a un mitin de su partido prohibido por el estado de excepción vigente en su país. Se encuentra oficialmente en arresto domiciliario en Islamabad.



Islamabad (Télam).- La ex primera ministra de Pakistán Benazir Bhutto fue puesta hoy bajo arresto domiciliario en Islamabad para impedirle liderar un acto político en la vecina Rawalpindi contra el estado de emergencia promulgado por el presidente, general Pervez Musharraf, informaron allegados a la ex funcionaria.

“Grandes contingentes de la policía rodearon la casa de Bhutto y no se le está permitiendo a nadie entrar o salir”, dijo Makhdoom Amin Faheem, alto líder del Partido Popular de Pakistán (PPP), según despacho de DPA.

La policía antimotines bloqueó las rutas de salida de Islamabad, mientras los activistas del PPP comenzaban a congregarse en las afueras de Rawalpindi para dar la bienvenida a su líder, quien retornó al país el 18 de octubre tras ocho años de exilio.

El arribo de Bhutto a Karachi se vio en ese entonces ensangrentado por un violento ataque suicida contra su convoy que dejo 145 muertos. El jueves, Musharraf, quien llegó al poder a través de un golpe de estado incruento en 1999, había anticipado que no se toleraría ninguna resistencia a su régimen. “Se usarán todos los medios para controlar las protestas”, adelantó.


Comentarios


Tensión por el arresto de la ex primer ministra