Tiempo de ganar

Sin margen para el error, Cipo recibe a Santamarina.

Por Redacción





Un inicio de temporada genial le regaló a Manu la oportunidad de estar en su segundo Juego de las Estrellas. Será esta noche. A no perdérselo.

“Hay que ganar un partido, sea como sea”. La frase de Lorenzo Frutos es tajante: Cipolletti atraviesa un momento complejo, único en los últimos años. Tan difícil es la situación del Albinegro, que hasta debe mirar hacia abajo, porque si se mantiene en este estado de somnolencia puede surgir el fantasma del descenso. Lo bueno del fútbol es que siempre la revancha está a la vuelta de la esquina. Y el equipo de Frutos la tendrá esta tarde, desde las 18:30 en la Visera de Cemento, cuando se mida con el colista Santamaría de Tandil. Son dos equipos con muchas necesidades que en antaño supieron tener sus momentos de gloria. Santamaría estuvo a punto de ascender el campeonato pasado y cayó a manos de Patronato, algo que le pasó a Cipo en repetidas oportunidades. Pero a ambos equipos les llegó la mala y ahora deambulan sin norte y con el temor de no perder la categoría rondándoles la cabeza. El Albinegro está algo mejor que su rival, porque si bien no gana hace una docena de partidos y la semana pasada se comió una goleada ante el puntero y único clasificado Brown de Madryn (4-1), por ahora acumula 24 puntos y en la tabla general está octavo de abajo hacia arriba, aunque a sólo tres unidades de la promoción. Santamarina, en cambio, suma 21 puntos y junto con Villa Mitre está en zona de promoción –los dos últimos de la tabla son 9 de Julio y Deportivo Maipú–. Si bien las estadísticas durante este 2011 le hacen un guiño a los visitantes con respecto al Albinegro, ya que en cinco partidos acumuló la misma cantidad de puntos –contra sólo dos que consiguió Cipo en esta ciclo de Frutos–, Santamarina jugó cuatro de ese quinteto de encuentros en condición de local, a la inversa del Albinegro, que tuvo que salir de casa cuatro veces y sólo una vez fue local este año. Frutos y su cuerpo técnico intentaron durante estos días poner paños fríos a la situación y dialogar mucho con el plantel para tratar de levantar a los jugadores que más caídos estaban en lo anímico. Hubo largas charlas y un asado –el jueves por la noche– de camaradería, con replanteos y un fuerte mensaje de unión. El viernes por la mañana fue tiempo de confirmaciones. El DT no dudó y apelará a la experiencia de tres que regresarán después de cumplir con sus suspensiones: Raúl Ruiz, Roberto Muñoz y Manuel Berra, quien actualmente es el mejor jugador del equipo y el goleador, con 6 gritos. Sin la chance de poder contar con Marcos Carrasco –deberá purgar una fecha por llegar a las 5 amarillas–, Frutos parará el equipo con Ruiz; Mariano Figueroa, Muñoz (va por Jonathan Riffo), César Medina y Jorge Cid; Berra (por Carrasco), Gerardo Solana, Ricardo López Carrillo y Orlando Porra; Bruno Weisser y Mario Ávila. En el banco de los relevos estarán Facundo Ávila, Palomeque, Chironi, Gutiérrez, Henry Sáez, Attadía y Raffú. “¿Qué me preocupa de Santamarina? Un par de buenos jugadores que tiene en el medio y la dupla de ataque, porque tanto Edgardo Brittes como Iván Agudiak son dos tipos con mucha experiencia en la categoría. Igual, confío en que haremos un buen partido”, se ilusionó Frutos.


Comentarios


Tiempo de ganar