Tokio Hotel alcanzó la madurez

HAMBURGO (DPA).- Ya no son simples adolescentes. Desde la publicación de su último disco hace dos años, el grupo alemán Tokio Hotel no sólo ha dado muchos titulares, -desde ataques con cervezas a accidentes de tráfico-, también se ha desarrollado musicalmente, como puede comprobarse en su nuevo álbum, "Humanoid", que salió a la venta.

Después de numerosas giras por Europa en las que las entradas para sus conciertos siempre quedaban agotadas, los Tokio Hotel se atrevieron con Estados Unidos, donde lograron la misma admiración y se colocaron rápido entre los diez primeros lugares de las listas de éxitos.

¿Se ha convertido con ello el cuarteto adolescente de Magdeburgo en un grupo adulto? Los mellizos Bill y Tom Kaulitz cumplieron 20 años el mes pasado, pero aseguran que lo que de verdad les gusta es rodearse de mayores y mantener conversaciones adultas con personas de más de 60 años. "Con gente así de mayor se pueden mantener conversaciones importantes. Te hacen pensar otras cosas", dijo el guitarrista de la banda, Tom Kaulitz.

Pese a ello, en su nuevo disco no hay nada que recuerde a la vejez. Las 12 canciones que lo componen siguen la misma línea que los temas anteriores: guitarras roqueras, sonidos fuertes, temas a veces lánguidos, a veces estridentes sobre el amor y la pasión. Por otra parte, algunas tienen mucho de la música de los 80, como "Kampf der Liebe", con tonos de tecno pop. Otras, como "Lass uns laufen" o "Geisterfahrer" son muy similares a las melodías pop de los 90. Pero tras todas ellas se reconoce el sello típico de Tokio Hotel: esa inconfundible mezcolanza de letra, guitarra, bajo y batería.


Comentarios


Tokio Hotel alcanzó la madurez