Trabas al dólar complican el turismo en el exterior

Las alternativas son muchas veces inseguras, caras y complicadas.



#

A una semana del inicio del cerrojo que dispuso el gobierno nacional a través de la AFIP a la compra de divisas, los dueños de las agencias de turismo de la región están preocupados debido a que la mayoría de sus clientes tienen serios inconvenientes para poder hacerse de los dólares o euros que necesitarán para sus gastos en el exterior.

Tarjetas de crédito, los caídos en desuso cheques de viajero y algún que otro movimiento entre cajas de ahorro y plazos fijos, son las alternativas para futuros turistas desesperados. Y, claro, siempre está el dólar paralelo, que además de más caro es inseguro.

“La verdad es que desde hace algunos días estamos haciendo, además de agentes de viaje, de psicólogos, porque los clientes vienen a contarnos los problemas que tienen porque no pueden conseguir los dólares o euros que necesitan para llevarse al viaje que están por hacer y que en muchos casos ya tienen pagado”, explicó la titular de Las Bardas, Silvia Harguindeguy.

A pesar de la incertidumbre, en una agencia de viajes que desde Cipolletti cubre el mercado regional dijeron que los viajes se multiplicaron debido a la disponibilidad de tiempo que otorgan los fines de semana largos. Muchos de ellos, es cierto, fueron anteriores al cepo cambiario.

La necesidad de obtener divisas antes de viajar radica en que salvo contados países limítrofes, el resto del mundo no acepta el cambio de pesos argentinos por sus monedas locales. Además desde el mes pasado el gobierno nacional prohibió una acción habitual en los viajes, que era retirar por medio de cajeros automáticos desde una caja de ahorros argentina la moneda del país que se esté visitando, gestión que ahora sólo se permite para las cajas dolarizadas.

El presidente de la Asociación de Agencias de Viajes y Turismo de Neuquén, Silvio Zanellato, aseguró que “sin lugar a dudas la incertidumbre que generan estas trabas va a hacer que disminuya y se resienta nuestra actividad”, pero Harguindeguy se mostró más optimista: “la gran mayoría de los viajes se pueden pagar en pesos y en un país con tanta inseguridad mucha gente prefiere invertir en un viaje a tener el dinero en casa”.

De acuerdo con el testimonio de los agencieros, los desusados cheques de viajeros podrían ser una alternativa para paliar la imposibilidad de comprar divisas por parte de muchos turistas, dado que Harguindeguy advirtió que “también bloquearon el envío por las empresas de correo de caudales”.

Ante estos obstáculos Harguindeguy remarcó que “el gobierno debería activar algún sistema especial para estos casos, permitir que el que tenga el pasaje comprado pueda cambiar aunque sea un mínimo, porque no son los turistas, que en su mayoría son personas de edad, jubilados, los que hacen la fuga de dólares del país”.

En ese sentido Zanellato remarcó que “los argentinos cuando viajan generan una imagen positiva del país que atrae al turismo extranjero a la Argentina, por lo que no poder viajar nos perjudica a todos”.

La última alternativa a la que acuden muchos viajeros desesperados es el mercado informal o blue, del dólar paralelo. Una alternativa que no sólo implica un sobreprecio de más de un peso por dólar con respecto al tipo oficial, sino también la inseguridad de las transacciones que se realizan en esos locales que, como dicen de las brujas, en Neuquén nadie reconoce haber visto, pero sí creen que los hay. (AN/AC)

Luz Rodríguez

Por ahora no se nota una caída de las reservas de viajes al exterior.


Comentarios


Trabas al dólar complican el turismo en el exterior