Tras denuncias de vecinos petrolera suspendió construcción en Allen

Familias de un barrio rural, ubicado al sur de la Ruta 22, sostienen que el intenso tránsito de camiones pesados provocó daños en paredes, aberturas y mampostería.




CASAS CON GRIETAS

ALLEN (AA).- Vecinos de una barriada rural de Allen denunciaron que sus viviendas sufrieron daños a causa el intenso tránsito de camiones y máquinas de la industria petrolera que circulan por un camino lindero al lugar. Las familias afectadas se reunieron con representantes de la empresa hidrocarburífera YSUR, concesionaria del área EFO, y exigieron respuestas. A primera hora de la mañana los vecinos de la “calle ciega Nº 10”, un barrio ubicado al sur de la Ruta 22 y en el que viven 15 familias, se apostaron en el acceso a una locación gasífera y se manifestaron para reclamar por las roturas que presentan sus viviendas. Roxana Valverde, vecina del barrio rural, indicó que la petrolera YSUR habilitó un camino contiguo al barrio para trasladar áridos y construir una locación y argumentó que por el intenso tránsito de vínculos pesados las viviendas se comenzaron a agrietar. El camino en cuestión está dentro de una chacra que pertenece a la empresa Vía Bariloche, lugar en el que YSUR está construyendo una locación gasífera que reunirá varios pozos. “La mayoría de nuestras casas no tienen columnas ni encadenado porque nunca hubo transporte pesado. Las hicimos con lo que nos alcanzó el bolsillo y ahora estamos viendo cómo se vienen abajo”, explicó Valverde. Algunas grietas en paredes, desprendimiento de aberturas y mampostería, son algunos de los daños que pueden observarse en las casas del barrio “calle ciega”. El superintendente de YSUR, Raúl Vila, y el abogado Rodrigo Romera Bueno, coordinador del programa EFO Sustentable que promueve la misma compañía, mantuvieron una reunión con los vecinos. Lo llamativo del caso fue que ningún representante del municipio de Allen participó del encuentro. Tras la reunión la empresa YSUR decidió suspender la construcción de la locación en cuestión y definió contratar a un profesional para que evalúe los daños que denunciaron los vecinos. Además – indicaron fuentes de la operadora – YSUR inició gestiones con la municipalidad para abordar la situación. El equipo de perforación que debía instalarse en la locación que se construye a pocos metros del barrio “calle ciega”, será enviado hacia otro punto. “El petróleo nos ha afectado en todo. Acá vive gente mayor que por los ruidos no pueden dormir. Además se sienten los movimientos cuando pasa la maquinaria pesada”, agregó Valverde.


Comentarios


Tras denuncias de vecinos petrolera suspendió construcción en Allen