Trazan positivo balance de la asistencia de la Ley Ovina

Desde el 2003 lleva invertido un promedio anual de 3.500.000 pesos.

INGENIERO JACOBACCI (AJ).- Un positivo balance de los seis años de implementación en Río Negro hizo la Unidad Ejecutora Provincial de la Ley Ovina con una inversión promedio en el sector de 3.500.000 pesos anuales.

Desde el 2003 la Ley Ovina ha sido una herramienta de fundamental importancia para el sector mediante el financiamiento de distintos proyectos productivos, asistencia con aportes no reintegrables a diferentes programas y productores. Así lo afirman desde la UEP y los beneficiarios.

Su impacto se ve resaltado por los beneficiarios, quienes sostienen que ha permitido hacer frente a muchas necesidades y mejorar en materia de producción en un contexto muy desfavorable en los últimos años para el sector.

"Muchos productores hoy no estaríamos en pie sino hubiéramos tenido la posibilidad de acceder a los beneficios de la Ley Ovina. Desde hace tres años venimos castigados por la sequía, la ceniza que ha matado miles de animal, la baja del mercado de la lana, una serie de factores que han tenido un fuerte impacto negativo. Muchos de nosotros hemos podido sobrevivir a esta ley", señaló un pequeño productor de la zona de Maquinchao, beneficiario de un crédito de banco ovino, otorgado por Ley Ovina.

Desde la UEP, detallaron que son 21 los beneficios de la Ley Ovina que se aplican desde el año 2003 en la provincia para atender problemas particulares de la producción, pero en su conjunto dan forma a un plan ovino por la coherencia y cohesión de sus políticas y objetivos.

Se trata por un lado de líneas de financiamiento enmarcadas en planes de trabajo para la compra de ovinos, infraestructura, mejora genética, prefinanciación comercial y empresas de servicios, y por el otro de estrategias de intervención a través de aportes no reintegrables, que subsidian proyectos asociativos, asistencia técnica, capacitaciones, a pequeños productores y a programas como Prolana, Prosovi, Propastizal y Mejora Genética.

"Con estas políticas se llega al grueso de los productores ovinos de la región, trabajando en forma conjunta con otras instituciones y a través de unos 60 profesionales que lo hacen a terreno, vinculados a los diferentes proyectos que cada año se proponen desde la UEP. Se han invertido más de 3.500.000 anuales en el sector", afirmaron.

Las metas propuestas por la Ley Ovina para este año y el próximo, pasan por la puesta en marcha del Centro Permanente de Capacitación Rural en El Cuy y la recuperación de mallines.


Comentarios


Trazan positivo balance de la asistencia de la Ley Ovina