Ultimas correcciones a las memorias de “Gabo”

Fue el año de Internet y los centenarios.Estas memorias serán el tema del 2001.



Madrid (DPA).- Tras muchos meses de silencio y preocupación por su salud, el escritor colombiano Gabriel García Márquez se convirtió en una de las figuras más importantes de la literatura iberoamericana de este año, con el anuncio de la culminación del primer volumen de sus memorias.

En un 2000 en que se supo que España ocupó en 1999 el quinto lugar mundial en la producción editorial y en que el Premio Nobel fue otorgado por primera vez a un escritor de lengua china, García Márquez regresó a la vida pública luego de mantenerse apartado por un linfoma que a juzgar por su retorno a la actividad en los últimos meses ha logrado superar.

Así, la noticia sobre la recuperación de “Gabo” y su nuevo libro ocupó un lugar destacado en el año que se va y volverá a hacerlo en el 2001. Las 1.200 cuartillas ya están en fase de corrección final, y con un poco de suerte les seguirá un nuevo libro de cuentos que el escritor de “Cien años de soledad” quiere terminar de corregir.

“Vivir para contarlo” será la primera obra del colombiano desde 1995. Sus artículos y ensayos podrán leerse además por Internet gracias a un acuerdo entre la empresa AOL y la revista Cambio, con lo cual “Gabo” se vincula a otro de los temas clave en el 2000.

La red de redes y los libros digitales -aunque ya no sean novedad- siguen generando discusiones en ámbitos fundamentales como las principales ferias del libro, con opiniones divididas acerca de hasta dónde llegarán los cambios de ésta que para algunos es una revolución y que a otros deja indiferentes, como al español Arturo Pérez Reverte.

El autor de “El club Dumas” acaba de lanzar una nueva aventura del capitán Alatriste, “El oro del rey”, y lo hizo a través de la red antes que en las librerías, lo que lo convirtió en el primer escritor en lengua española y primer europeo que publica una novela inédita en Internet. A pesar de ello, asegura que aunque es tentador, el mundo online lo trae “sin cuidado”.

Entre los acontecimientos de este año estuvo sin duda también la aparición de un nuevo libro de otro de los escritores del “boom”, Mario Vargas Llosa. Con “La fiesta del Chivo”, sobre el régimen de Trujillo en República Dominicana, Vargas Llosa abordó una vez más el pasado todavía presente de las dictaduras en América Latina y tuvo gran éxito en todo el mundo, al igual que su compatriota Hernando de Soto, con “El misterio del capital”.

También el Nobel portugués José Saramago ha comenzado la gira para presentar su más reciente libro y el primero después de recibir el galardón, “La caverna”. La novela cierra la trilogía de “Ensayo sobre la ceguera” y “Todos los nombres”.

En el 2000 vieron la luz asimismo “Puro humo” de Guillermo Cabrera Infante -editada hace 15 años en inglés-, una historia del tabaco contada con humor y pasión por el cine, y “Retrato en sepia” de Isabel Allende, que según la autora “cierra un círculo” que se inició con “La casa de los espíritus”.

El “Nobel” de las letras castellanas, el Premio Cervantes, fue otorgado al español Francisco Umbral, escritor y periodista galardonado por su aporte al legado literario en español, con su renovación del lenguaje y su cultivo de todos los géneros.

El Príncipe de Asturias de las Letras fue a su vez para el guatemalteco Augusto Monterroso, quien defendió las tres herencias - indígena, latina y española- en las que se basa su obra, y el Juan Rulfo para el argentino Juan Gelman, que junto con el premio pudo festejar este año por fin el reencuentro con su nieta, nacida en cautiverio bajo la dictadura militar y a la que logró hallar tras 24 años de búsqueda.

El año de los centenarios de autores fundamentales como Antoine de Saint Exupery y Oscar Wilde, del IV centenario del nacimiento de Calderón de la Barca y el 80 cumpleaños de Mario Benedetti, fue además de intensos encuentros entre México y España.

La Feria Internacional del Libro de Guadalajara tuvo en su XIV edición a España como país invitado, y la Feria Liber estuvo dedicada a su vez al país latinoamericano.

Casi 50 escritores mexicanos asistieron al encuentro en Barcelona, entre ellos algunos de los del grupo del “crack” como Jorge Volpi, Ignacio Padilla, Eloy Urroz y Pedro Angel Palou.

Guadalajara fue escenario a su vez de numerosas conferencias y encuentros entre autores de ambas orillas, y el público dio la bienvenida a escritores de la talla de Pérez Reverte, Juan Goytisolo, Rosa Montero, Juan José Millás o José Hierro.

En el 2001 seguirán sin duda los desafíos ante una expansión editorial enriquecedora pero que también abruma. Y en medio del bosque de libros habrá acontecimientos especiales, como las memorias de García Márquez y la nueva novela del mexicano Carlos Fuentes, “El instinto de Inez”, anunciada para el primer trimestre de 2001.


Comentarios


Ultimas correcciones a las memorias de “Gabo”