Un alumno se desmayó en clase por inhalar monóxido de carbono





SIERRA GRANDE (Especial).- Un alumno que cursa el sexto grado en la escuela primaria 151 de esta ciudad, se desvaneció en plena clase luego de inhalar monóxido de carbono aparentemente por la falta de ventilación en el aula, se informó. Si bien el chico ya se encuentra bien, las autoridades escolares decidieron suspender las clases en el establecimiento hasta nuevo aviso, ya que Camuzzi Gas del Sur retiró los medidores.

El hecho ocurrió el martes y la falta de ventilación se registraría en todo el edificio escolar. Este caso dejó en evidencia que en esta escuela primaria tanto los alumnos como los docentes se calefaccionan con un sistema obsoleto y que tiene escaso mantenimiento. Afortunadamente sólo fue un susto para los padres del niño de 11 años que pasó por este contratiempo.

El martes se desarrollaba una jornada normal de clases en una de las últimas aulas, al final de la galería de la escuela. Habían pasado algunos minutos de las 11 de la mañana cuando un alumno le comunicó a su maestra que no se sentía bien. Cuando la docente se acercó al niño, éste se desvaneció.

«El alumno perdió el conocimiento, lo sacaron del aula con el profesor de educación física, trataron de reanimarlo y notaron que las uñas y los labios estaban morados y muy pálidos», comentó a «Río Negro» Rosana Albornoz, directora de la escuela. Agregó que el jovencito estuvo gran parte de la mañana al lado del calefactor. Ante este desesperante panorama los docentes no dudaron en llevar al niño hasta el hospital, donde fue asistido inmediatamente. Para colmo de males tuvieron que trasladarlo en un vehículo particular porque no tenían cómo llamar al nosocomio para pedir una ambulancia, ya que la escuela no tiene teléfono.

En el hospital informaron que el alumno tenía un alto grado de saturación de monóxido de carbono en la sangre, estuvo unos minutos con oxígeno y más tarde se retiró en compañía de sus padres La doctora Libia Cañete, quien atendió al niño en la guardia del hospital, comentó que afortunadamente el menor reaccionó al aporte de oxígeno. Cuando llegó al hospital estaba consiente pero en un estado general que revelaba la falta de oxígeno, «tenía síntomas de insuficiencia respiratoria y taquicardia», expresó la profesional en el parte médico Cuando el niño ya se encontraba en mejores condiciones y en compañía de sus padres, las autoridades de la escuela llamaron al equipo técnico de Camuzzi Gas del Sur para que revisen el establecimiento ante posibles pérdidas de gas. Pero contrariamente a lo que pensaban en la escuela, el personal de la empresa no encontró pérdidas pero sí constató que en el edificio escolar había monóxido de carbono «en abundancia».

Era un día muy frío, todos los ambientes estaban cerrados y en los 25 años de historia del establecimiento las aulas nunca tuvieron un sistema de ventilación. Todo esto habría influido en el desvanecimiento del alumno.

Camuzzi le entregó a la directora del establecimiento un informe donde se recomienda la colocación de rejillas de ventilación que permiten la circulación del oxígeno, y optaron por retirar los medidores del gas.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Un alumno se desmayó en clase por inhalar monóxido de carbono