Un camión chocó con un tren carguero: un muerto

Conmoción en San Antonio por el grave accidente, anoche en la Ruta 3. Un camión con caja térmica cargado de comestibles impactó contra el tren y el chofer, de apellido Díaz y de unos 50 años, quedó atrapado entre los hierros retorcidos de la cabina. Fue rescatado por bomberos. No estaban claras las causas del accidente, que complicó el tránsito en toda esa zona.

#

La imagen de la tragedia. El Scania con su habitáculo desintegrado por el choque quedó incrustado en el tren. La brutalidad del impacto. Más de 65 toneladas suman la caliza y el peso neto del vagón, que quedó volcado.

SAN ANTONIO OESTE (ASA)- El peligroso cruce de rutas y vías ubicado a 8 kilómetros de San Antonio se cobró una nueva vida. Un camionero murió tras un accidente de características impresionantes ocurrido anoche en plena Ruta 3.

En esta ocasión, un camión con caja térmica cargado de comestibles impactó de lleno con el tren que transporta la piedra caliza desde Aguada Cecilio a la planta de Alcalis de la Patagonia, lo que provocó la muerte inmediata del chofer, de apellido Díaz y unos 50 años, que quedó atrapado entre los hierros retorcidos de la cabina. Recién anoche, al cierre de esta edición, se pudo descartar que otra persona pudiera ir viajando en el asiento del acompañante, ya que un primer momento se temió por una segunda víctima. El estado del camión dificultó la búsqueda que los bomberos desarrollaban lentamente cortando el metal para confirmar o no la hipótesis hasta que luego de algunas horas pudieron mover los restos del vehículo y descartar esa posibilidad.

La imagen que se registraba ayer en el lugar de los hechos era escalofriante. El Scania 113 con su habitáculo desintegrado por el choque estaba incrustado entre las ruedas de la tolva que se tumbó hacia el lado opuesto, lo que demuestra la brutalidad del impacto. Más de 65 toneladas suman la caliza y el peso neto del vagón. Ese dato y la existencia de una corta frenada de pocos metros permitiría demostrar que el camión chocó a alta velocidad sin que su conductor pudiera ejecutar la mínima maniobra para intentar su supervivencia.

El peso de la caja térmica generó que por inercia la cabina desapareciera aplastada entre su propia carga y la tolva volcada. En medio de los hierros podía verse el cuerpo del chofer que recién después de varios minutos de trabajo pudo ser rescatado por los bomberos de esta ciudad y de Las Grutas, que utilizaron herramientas especiales para retirar los pedazos de carrocería.

Justo a las 20 de anoche, el ulular de las sirenas de bomberos, ambulancias y patrulleros alborotó la fría tarde-noche del miércoles. Rápidamente, decenas de curiosos se acercaron hasta el lugar, aunque muchos optaron por alejarse rápido por lo espeluznante del cuadro.

El tránsito se tornó complicado ya que ese tramo de la ruta 3, hacia el sur, se interrumpió a raíz del accidente y quienes pretendían continuar viaje debieron hacer un rodeo pasando por Las Grutas.

Todo indica que el chofer del camión pudo no haberse percatado a tiempo del paso del tren. Según informaron los conductores del convoy el camionero habría realizado un cambio de luces pocos instantes antes del choque como para corroborar que se estaba enfrentando a un riesgo, pero por algún motivo no tuvo tiempo de accionar el freno y se incrustó contra la penúltima tolva cargada de caliza.

Por este hecho, Julio Castro, conductor del tren y su acompañante de apellido Pérez fueron trasladados a sede policial para dar testimonio de lo ocurrido, quedando supeditados al avance de la causa que quedó en manos del Juez Pedro Funes, del Juzgado Penal N 4 de Viedma.

El camión perteneciente a la firma Expreso Oro Negro transportaba comestibles desde el norte del país hacia Tierra del Fuego. Helados, hamburguesas y otros productos volaron por detrás de la tolva y cayeron del lado opuesto de la ruta luego de que por el impacto la caja térmica se abriera en su parte superior.


Comentarios


Un camión chocó con un tren carguero: un muerto