#QuedateEnCasa Cómo hacer trámites desde casa

Un cipoleño en la Academia Argentina de Letras

Se trata de un docente de la Universidad del Comahue.



CIPOLLETTI (AC) - César Fernández es rionegrino, se doctoró en Letras, dicta clases en la Universidad Nacional del Comahue y acaba de editar un nuevo libro dedicado a la toponimia mapuche. Pero lo que más lo entusiasma por estos días debe ser que dentro de dos meses se convertirá en uno de los miembros de la Academia Argentina de Letras, la institución más importante del país en esta disciplina. El acto se realizará en la ciudad donde vive y trabaja, Cipolletti.

Fernández tiene 62 años, nació en la rionegrina Ingeniero Huergo y se formó en la Universidad Nacional de La Plata, donde obtuvo primero el título de profesor de Letras y más tarde, el doctorado en la misma disciplina. En el medio, se licenció en Filosofía y Letras en la Universidad Complutense de Madrid.

Tiene su cargo las materias relacionadas con la Didáctica de la Lengua en la facultad de Ciencias de la Educación de la Universidad del Comahue.

A su ingreso como miembro correspondiente de la Academia Argentina de Letras le precedió la misma distinción de otra patagónica, la poetisa neuquina Irma Cuña. Junto con él, llegará al mismo sitial una chubutense llamada Ana Virkel.

Como especialista en cuestiones relacionadas con la lingüística mapuche, dicta todos los años un seminario sobre educación indígena, además de haber escrito gran cantidad de libros relacionados con el tema.

La institución que el 20 de agosto Fernández comenzará integrar como miembro fue creada en 1931. Su función preponderante es la de dar unidad al idioma español y estudiar la lengua del país.

Para recibirlo como miembro, viajará a Cipolletti el presidente de la Academia, Pedro Luis Barcia, un estudioso de la obra de Rubén Darío.

La necesidad de unificar el idioma nace de la fragmentación que han sufrido las lenguas romance a lo largo de la historia.

La fundación de la Real Academia Española (en 1713), que integra la argentina, fue posterior inclusive a la francesa (1635) y la italiana (1582).

El español fue, de todos modos, una de las lenguas derivadas del latín que primero tuvo su gramática: fue elaborada por Antonio de Nebrija por encargo de la reina Isabel, en 1492, el mismo año que España llegó a América y echó a los moros del último reducto en la península, Granada.

Hay dos tipos de miembro de la Academia Argentina de Letras: los de número y los correspondientes. Entre estos últimos estará el rionegrino.

La lista de importantísimas figuras de la literatura y las letras que integraron la Academia Argentina de Letras es muy larga, y tiene entre sus nombres los de Jorge Luis Borges, Leopoldo Lugones, Baldomero Fernández Moreno, Manuel Mujica Láinez, Eduardo Mallea, Ricardo Molinari, Ofelia Kovacci.

Actualmente la integran Alicia Jurado, Isidoro Blaisten y Santiago Kovaldoff, entre otras destacadas figuras.


Comentarios


Un cipoleño en la Academia Argentina de Letras