Un plan volcado a la comunidad 



Mauricio Macri y la firma Nike estuvieron ayer para dar un nuevo paso en el “Plan de Responsabilidad Social” que impulsaron en la provincia.

El emprendimiento, informó el presidente “xeneize” beneficiará a unos ocho mil niños y a unas 15 mil familias neuquinas.

El empresario y dirigente deportivo estuvo acompañado por el gerente comercial de Nike Argentina, Norberto Améndola, para participar del cierre del proyecto y para poner en marcha el programa “Juegos para Todos” y el “Plan de Capacitación y Clínicas Deportivas para Docentes”.

En el marco del primer programa, Macri y el intendente Horacio Quiroga participaron del acto donde se inauguraron los juegos de una plaza en el barrio Unión de Mayo. Estos juegos, donados por Boca y Nike están especialmente acondicionados para chicos con capacidades diferentes. Posteriormente entregaron elementos deportivos a los gimnasios de la escuela EPET 8; CPEM 26, CEF 4 y las escuelas periféricas 234 y 198.

Dentro de las actividades previstas por el plan de Responsabilidad Social, directivos de Nike estarán hoy en Zapala. Este proyecto incluyó a Junín, San Martín de los Andes y Chos Malal. En todas, se donaron juegos para una plaza y elementos deportivos para fútbol, básquet, balonmano y vóley.

Al mediodía, el presidente de Boca y el directivo de la empresa de indumentaria deportiva fueron recibidos en la Casa de Gobierno por el gobernador Jorge Sobisch y el vicegobernador, Jorge Sapag. Tras la reunión y en una conferencia de prensa, Sobisch dijo que Neuquén y Boca Juniors habían dejado “las puertas abiertas para realizar futuras acciones que beneficien a la comunidad neuquina”.

La misión del plan comentó Macri “es difundir entre la población en general y los niños en particular la importancia del deporte como disciplina para la autoestima y el trabajo en equipo. La recreación es clave para el desarrollo personal y la recreación”.

Sobre la posibilidad de que el primer equipo auriazul venga a la provincia, Macri se mostró de acuerdo, aunque sostuvo: “Somos caros”. (AN).·


Comentarios


Un plan volcado a la comunidad