Un sospechoso por el crimen del mozo

Confirman que el vecino de Catriel fue asfixiado con un almohadón



CATRIEL (ACA).- Fuentes policiales señalaron que se confirmó la muerte violenta del mozo Clemente Almendra, conocido en Catriel como Miguel. Recién ayer por la tarde se conocieron en Catriel los resultados de la autopsia. Según los peritos médicos se trató de muerte por asfixia, lo que explica el almohadón hallado en la cara de la víctima.

Por el hecho habría una persona detenida en la comisaría Novena de Catriel, aunque el hermetismo policial no permitió saber qué grado de culpabilidad puede llegar a tener en el caso.

Según distintos testimonios recogidos por este diario, el infortunado mozo habría estado cenando esa noche con una persona de sexo masculino, quien estaría detenido en la unidad Novena.

Esa versión señala que una joven que le lavaba la ropa a Almendra, esa noche habría llegado hasta allí, y los habría encontrado cenando juntos, aunque esto no constituye en sí mismo ninguna situación sospechosa, sí enciende la sospecha sobre esta persona, dado que pudo haber sido una de las últimas que vio con vida a la víctima, pudiendo por ello aportar importante datos para la investigación.

De todos modos, la pesquisa no descarta ninguna hipótesis, dado que los testimonio son muchos, aunque -por el secreto de sumario- no se conocen detalles de los mismos, ni si todos coinciden respecto de los datos de los días antes de que se descubra el cadáver.

Otro dato extraoficial es que si existía el fuerte olor que manifestó uno de los testigos, la denuncia no se haya hecho el día antes, o no se haya esperado hasta el amanecer del día siguiente, sino que fue dado aviso a la policía alrededor de la 1.30 de la mañana del martes 24.

Según se pudo averiguar, al momento de entrar la policía con algunos civiles, se habría escuchado decir: "lo mataron, a Miguel lo mataron", mientras la propia policía no arriesgó a ese diagnóstico sino muchas horas más tarde.

Según trascendió -aunque el subcomisario Rodríguez es cuidadoso de no dar a luz ningún dato de los que están bajo secreto de sumario-, uno de los testimonios recogidos sería observado cuidadosamente, pues habría algunas contradicciones entre sus primeros dichos y los últimos.


Comentarios


Un sospechoso por el crimen del mozo