"Una salida, la asamblea legislativa"

Menem habló de esta alternativa "institucional" para elegir un posible sucesor de De la Rúa



El senador Eduardo Menem afirmó ayer que la grave crisis económica e "incertidumbre" producida en las últimas horas en el país, "deriva de la debilidad política del gobierno" de Fernando De la Rúa y consideró que de agravarse la crisis política en el gobierno, una salida "podría ser una convocatoria a una asamblea legislativa" que elija un sucesor.

Eduardo Menem admitió que, de agravarse la crisis, la "convocatoria a una asamblea legislativa" para elegir a un eventual sucesor del presidente Fernando De la Rúa "es la solución institucional, pero no creo que sea la solución económica, porque creo que aumentaría el clima de incertidumbre que se está viviendo ahora".

No obstante, agregó que "ahora tenemos que defender las instituciones, ver que el propio gobierno, que ha sido elegido mayoritariamente por el pueblo, pueda encontrar la solución".

Consultado sobre las medidas que analiza el gobierno para dolarizar los depósitos bancarios y de esa manera, evitar una fuga de capitales en el sistema financiero, Menem prefirió esperar a que los anuncios "tengan carácter oficial".

Sin embargo, calificó de "muy graves" a las medidas que trascendieron en las últimas horas porque "significan en muchos casos, violación de derechos adquiridos".

"Creo que al gobierno se le acabó el repertorio de medidas", advirtió el hermano del ex presidente Carlos Menem, al tiempo que sostuvo que "la opinión generalizada es de preocupación, de angustia, frente a esta incertidumbre que vive nuestro país".

Consultado sobre si la actual es una crisis institucional o económica, Eduardo Menem recordó que desde el justicialismo "lo venimos repitiendo hasta el cansancio: la crisis económica deriva de la debilidad política del gobierno. Un gobierno que asumió como una Alianza que se fue disgregando poco a poco a partir de la renuncia del vicepresidente, fue perdiendo fuerza, después dejó de existir la Alianza y en este momento el presidente cuenta únicamente con su partido y no totalmente", afirmó.

En tanto, el senador riojano consideró que "de ningún modo" la asunción del justicialista Ramón Puerta a la presidencia provisional del Senado, pueda derivar en una destitución del presidente De la Rúa.

Tras afirmar que para convocar a asamblea legislativa "no es largo el trámite", en ese eventual escenario, el senador evaluó que "hasta que se eligiera nuevo presidente, con todas las alternativas de una asamblea legislativa, aumentaría este estado de incertidumbre". No obstante, Menem reiteró que "yo no quiero hablar de esta alternativa porque sería dar por sentado el cambio de gobierno, cosa que no corresponde que nosotros lo hagamos".

El PJ está alerta y espera anuncios

El justicialismo pospondrá su puja interna ya que la atención de sus principales figuras está concentrada en las nuevas medidas del gobierno y el consenso entre la dirigencia del principal partido opositor es actuar con mucha cautela.

Dirigentes del duhaldismo, el menemismo, colaboradores de s Ruckauf, De la Sota y Reutemann, además del sindicalista Rodolfo Daer, reclamaron "prudencia" y prefirieron el perfil bajo hasta conocer el alcance preciso de las medidas económicas.

Un colaborador de Ruckauf dijo que "no podemos actuar irresponsablemente en estos momentos. Lo de ayer (por el ataque especulativo con corrida bancaria) sólo había ocurrido en el gobierno de Alfonsín, por esa razón y recordando lo que paso a finales de los "80 debemos actuar con responsabilidad", agregó .

El diputado José Pampuro, del PJ bonaerense y hombre de confianza de Eduardo Duhalde, dijo que, "más allá de que puede haber un ataque desde un sector financiero especulativo, acá lo que hay es una crisis terminal del modelo, no se puede insistir más con este modelo".

Respecto de las medidas, la mayoría de los dirigentes peronistas esperarán a leer los decretos para opinar, aunque anticiparon que rechazarían cualquier tipo de ajuste o poda salarial a jubilados, docentes y estatales.

(Télam)

Jura en otra Cámara con color opositor

El próximo miércoles, 127 diputados elegidos en los comicios del 14 de octubre prestarán juramento en la cámara baja y se iniciará un proceso en el que el justicialismo retomará el control del cuerpo que perdió 1999 a manos de la Alianza.

Con el rotundo triunfo electoral que obtuvo en la pasada elección legislativa, el Partido Justicialista volverá a ser desde el 10 de diciembre la primera minoría con 118 miembros contra 68 radicales y 8 legisladores del Frepaso que no seguirán al lado del gobierno.

La disparidad numérica obligará al oficialismo a realizar acuerdos con otras bancadas minoritarias para resistir la ola peronista que buscará proyectarse hacia la elección presidencial del 2003.

Para empezar, el bloque, a cuyo frente se confirmó al cordobés Humberto Roggero, eligió al bonaerense Eduardo Camaño para ocupar la presidencia de la Cámara en reemplazo de Rafael Pascual, una de las bajas relevantes que dejó la interna radical.

Definida la futura conducción de Diputados, antes del miércoles radicales y peronistas tendrán que definir la pulseada por la vicepresidencia 1era. del cuerpo, un cargo que el oficialismo no está dispuesto a ceder sin luchar.

En el bloque de la UCR ya hay acuerdo para que el cargo lo dispute el chubutense Fortunato Cambareri. Del lado del justicialismo hay una terna de aspirantes al cargo que se definiría a favor del puntano Oraldo Britos, un hombre de larga trayectoria política que dejaría atrás al mendocino Arturo Lafalla y la santafesina María Alarcón. (DyN)

Hablarán con el FMI

Las entidades empresarias, rurales y sindicales (al que podrían sumarse algunos legisladores), que conforman el autodenominado Núcleo Nacional se reunirán mañana con funcionarios del FMI para analizar las medidas económicas y el contenido de la concertación que promueven junto con el Gobierno.

El encuentro fue confirmado por uno de los líderes del Núcleo, constituido por el Grupo Productivo (Unión Industrial, la Cámara de la Construcción y Confederaciones Rurales), la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA), la Asociación de Bancos Públicos y Privados (ABAPPRA) y la CGT oficial. "Todavía no sabemos quiénes vienen por el Fondo, pero la reunión se hace", confió el dirigente, que pidió el anonimato.

Varios legisladores estarían dispuestos a participar del encuentro. (Télam)


Comentarios


"Una salida, la asamblea legislativa"