Una temporada que quedará en el recuerdo

Atenas no empezó bien y se metió por la ventana a los play offs. Mostró su mejor cara en la etapa caliente del torneo y quedó marcado a fuego con la victoria en la serie clásica ante Viedma.



#

El equipo apareció en el final y estuvo muy cerca de dar el golpe. Atenas demostró que se puede mejorar en plena competencia.(Foto: marcelo ochoa, enviado especial )

Básquet

De menor

a mayor

La derrota de anoche en Olavarría no empaña una de las actuaciones que será difícil de repetir para el equipo de Carmen de Patagones. Corrió desde atrás, llegó hasta la final de la Conferencia Sur del TNA y peleó hasta últimos segundos en una serie que se definió 3-2.

Ni siquiera Deportivo Viedma, en sus seis temporadas, pudo llegar más lejos que el equipo maragato, que en su segunda participación en la categoría alcanzó el máximo nivel. El Griego, durante los play offs, demostró ser un rival difícil de quebrar, sobre todo porque nunca tiró la toalla.

Pero la actual campaña no arrancó primaveral. Tuvo un pésimo comienzo en la fase regular, en 2016 donde apenas ganó 5 de los 17 partidos que disputó. Ese récord lo mejoró este año notablemente ganando 12 de los 17 encuentros. Terminó octavo pero no logró zafar de la reclasificación.

En esa instancia se topó con Tomás de Rocamora, un rival que lo complicó y con una serie que también llegó a un quinto duelo. Atenas estuvo a 30 segundos de ser eliminado. Pero apareció un triple salvador de Emiliano Agostino, el rival se quebró y el maragato se metió en los cuartos de final.

El cruce ante Huracán fue el más sencillo. En Trelew ganó los dos primeros partidos y luego en Patagones barrió la serie 3-0. Pero fue sólo un pequeño respiro ya que en semifinales apareció Deportivo Viedma, candidato al ascenso y el 1 de la fase regular de Conferencia.

El clásico se vivió como una fiesta y Atenas vio que era una oportunidad única para acceder a la final.

Arrancó 1-0 abajo en la serie, siempre con desventaja de localía, pero volvió a recuperarse para dar el batacazo en la capital rionegrina y sellar el pase en casa, ganando los dos encuentros al conjunto viedmense. Fueron cuatro clásicos inolvidables.

Esa fue una inyección anímica importante para encarar la final frente a Estudiantes de Olavarría, el otro de los candidatos al ascenso y un histórico en la categoría, que incluso fue campeón de la Liga Nacional. Otra vez el Griego arrancó 2-0 abajo, pero la confianza siempre estuvo entera porque sólo debía ajustar los cierres.

Por eso en casa demostró su fortaleza, ganó los dos juegos con autoridad y volvió a sacar pasaje a Olavarría, donde no logró la hazaña pero terminó con la frente en alto por realizar la mejor campaña en su historia. Le faltó poco, pero fue un torneo inolvidable.

Datos

5-17
fue el arranque de Atenas en el torneo. Nadie imaginaba su presencia en la final de la Conferencia Sur.
11-6
el registro en los play offs. Revivió con Rocamora (3-2) y se agrandó ante Viedma (3-1).

Comentarios


Una temporada que quedará en el recuerdo