“Vamos a iluminar la meseta”, aseguró Bertoldi ante ediles

Convocó a “cuidar de la vaquita (por la comuna) para que siga produciendo”.

#

Oscar Livera

El jefe comunal se comprometió a que el edificio de Ayuntun sea refaccionado.

CENTENARIO (ACE).- El intendente de Centenario, Javier Bertoldi, aseguró que en unos 20 días “iluminaremos la meseta” con la puesta en marcha del alumbrado público en la zona VI, en la segunda meseta, en la nueva urbanización de unas 40 manzanas en la zona más alta de Centenario. La segunda meseta está ubicada una barda más arriba del extendido “barrio Sarmiento”. La apertura de sesiones contó con una larga enumeración de las obras realizadas en 2012 y una fuerte respuesta a las críticas del MPN en cuanto a la gestión de gobierno durante sus dos mandatos. Sin vueltas, Bertoldi aprovechó los regalos del día de San Valentín de su mujer, pidió permiso para “salir del protocolo” e indicó que así como en el inicio de la administración se tuvo que comer “varios sapos”, en esta etapa el municipio transitaba un período de transparencia y mejoras en el desarrollo, el que comparó con una vaquita de peluche que emitía versiones románticas desde la mesa de cabecera desde la cual emitió el discurso. “Ahora la vaquita la quieren todos (en referencia a una comuna saneada, superavitaria, con buena recaudación propia y obras en marcha), pero la tenemos que cuidar para que siga produciendo, no la tenemos que comer, esto es una responsabilidad y un compromiso con el vecino de Centenario”, dijo en paralelismo con el peluche sobre la mesa. La ocurrencia del jefe comunal provocó la descontractura de gran parte de los invitados justicialistas en el Salón de Usos Múltiples del municipio. Bertoldi destacó que la comuna aportó casi un millón de pesos el año pasado en los arreglos en las escuelas, que se realizaron obras de iluminación, agua y cloacas hasta casi completar los servicios en todos los barrios, que incluidas las obras de pavimentación y parquización, sumó en más de 25 millones de pesos la ejecución de obras y “si ustedes miran desde el alto de la barda a Centenario, verán que la periferia está más iluminada que otros sectores de Centenario, esto hace a la calidad de vida del vecino, a dar respuestas y a una preocupación por la seguridad en la ciudad”, dijo. Agregó que si bien se entregó ayuda social directa durante su gestión, el trabajo de Desarrollo Social se focalizó en tareas complementarias como la asistencia a la niñez, los adultos mayores y problemáticas como la violencia; “no sólo fue el colchón y la chapa, de lo que no hablamos porque hay que ser respetuosos de las necesidades y urgencias, pero si este año el gobernador no arregla el edificio de Ayutun –donde se atiende problemática de violencia–, lo haremos nosotros”, sostuvo. Dio a conocer que mientras en 2007 la recaudación retributiva llegaba a 900.000 pesos, el año pasado alcanzó a 7,8 millones de pesos, la de patentes de 688.000 pesos fue cifrada el 2011 en 7,8 millones y los planes de pagos acordados con los vecinos aumentaron en recaudación de 406.000 pesos a más de 2 millones. “En 2007 teníamos una recaudación de 3,7 millones de pesos y en el 2012 alcanzamos a 28 millones; esto demuestra que el vecino está en este proyecto y sería una lástima destruir la vaquita, el compromiso es la responsabilidad nuestra con el vecino” de la ciudad, dijo.


Comentarios


“Vamos a iluminar la meseta”, aseguró Bertoldi ante ediles