Vecinos roquenses se quejan por malos olores

Son del barrio Progreso que protestan por las fábricas que trabajan con productos tóxicos o contaminantes

#

La fábrica de polisulfuro es una de las cuestionadas por el vecindario, pero esta ya comunicó que se trasladará al Parque Industrial.

ROCA (AR).- El trabajo a cielo abierto de fábricas que trabajan con productos tóxicos o contaminantes y producen notables efectos en el ambiente, tiene a maltraer -desde hace muchos años- a vecinos del barrio Progreso de esta ciudad.

Concretamente, a una planta industrial perteneciente a una firma frutícola local y al trabajo de una yesera, atribuyen la causa de que "el aire esté contaminado".

Algunos vecinos del sector, ante la consulta de este medio, manifestaron que en determinadas épocas del año "un vapor amarillo", como un humo insistente "con olor a azufre" provoca que el aire se torne prácticamente irrespirable. Así también lo denunciaron ante Medio Ambiente del municipio local sin lograr respuesta alguna para solucionar este constante problema.

"Es un olor fortísimo que sale de la planta donde fabrican los químicos para la fruta. Yo sé tener alergias bastante seguido. El médico me dijo que es una reacción alérgica por el ambiente, pero a nadie le importa", sostuvo una vecina de barrio Progreso.

Según relataron los vecinos, el problema no es nuevo pero deben padecerlo casi a diario. "No sabemos bien de qué es, pero el olor es a azufre, como a podrido... lo peor se da en verano, es un vapor amarillo que sale de esa fábrica y es lo que tenemos que respirar todos", señaló angustiada la mujer. La planta está ubicada en la zona de ingreso al barrio.

"Si nos habremos quejado... pero nunca nadie hizo nada", acotó otra pobladora del sector, Noemí Paredes. "Yo estoy siempre con alergias, me tengo que poner cremas sino me salen granos en la cara, me pica. Y mi marido tiene asma. No es el único, acá en pocas cuadras hay varios casos, chicos con problemas respiratorios también", mencionó la mujer.

"Hay días en que no se puede respirar ni dormir. Y a esto hay que sumar la yesera, que genera polvillo y perjudica el aire. Acá hay muchas familias que se han ido porque se están enfermando", explicó Paredes.

Al respecto, la directora de Medio Ambiente de la comuna, Laura Juárez, confirmó que hace un año y medio recibió denuncias de vecinos que daban cuenta sobre esta problemática.

Agregó que ante este panorama, desde su área se realizó una inspección a la empresa Agro Roca, propietaria de la firma en el barrio Progreso, a fin de verificar la situación. Tras ello, concluyeron en que "son muchas las fábricas que trabajan a cielo abierto, lo cual es una irregularidad que se repite en diferentes barrios de la ciudad".

Así es que aún hoy la problemática se prolonga en el tiempo. No obstante, Juárez insistió que se está tratando de concentrar toda la actividad en el Parque Industrial a fin de causar el menor impacto al ambiente. "Agro Roca ya lleva un año trabajando para trasladarse hasta allá y ahora estamos esperando que sigan el mismo camino la fundición Luengo y la fábrica Callieri.


Comentarios


Vecinos roquenses se quejan por malos olores