“Violencia de musulmanes es un problema”



BERLÍN (DPA).- La mayor propensión a la violencia de jóvenes musulmanes ortodoxos es un problema en Alemania, admitió la canciller germana, Angela Merkel. “Es un gran problema y podemos hablar sobre ello abiertamente sin levantar sospechas de xenofobia”, dijo Merkel a “Bild am Sonntag”. Merkel se pronunció sobre el tema que ha copado los titulares en los últimos días a través del socialdemócrata Thilo Sarrazin. El directivo del Bundesbank y ex ministro de Berlín publicó un libro en el que afirma que los inmigrantes árabes y turcos de fe musulmana son menos inteligentes y reportan más perjuicio que beneficio a Alemania. Sarrazin fue criticado por gran parte del espectro político y periodístico del país, pero recibió al mismo tiempo considerable apoyo de la población. Merkel, por su parte, advirtió de vincular la violencia con una religión en particular. “Eso lleva a la equivocación. La violencia en la gente joven es muchas veces señal de que no ven perspectivas para sí. Y allí lo único que ayuda es la educación, educación, educación. Nuestro Estado ofrece muchas cosas, pero la principal responsabilidad recae en los padres, ésa no se la pueden quitar la escuela y la sociedad”.


Comentarios


“Violencia de musulmanes es un problema”