Volver a empezar




"Di lo mejor y no alcanzó, siento bronca e impotencia. No pudimos evitar la derrota".

Así, Guillermo Cañas sintetizaba el sentimiento de todo el equipo argentino, que sin dudas no esperaba este contundente 3 a 0.

'Willy', finalista el domingo pasado del Masters Series de Miami, arribó a Gotemburgo con una lesión en los isquiotibiales, razón por la que fue excluido del single. "Me dolió la pierna cuando me caí en el segundo set, pero la molestia me duró un par de minutos. Aclaro que no perdí por esa razón, ellos nos superaron bien", acotó.

"Es un placer para mí jugar la Davis y mi sueño es ganarla alguna vez, espero poder cumplirlo", reveló por último Cañas.

Un deseo similar dejó David Nalbandian. "No me gusta perder, así juegue bien o mal, es difícil analizar mi actuación ante una derrota. Igualmente, no me doy por vencido y el año próximo intentaré una vez más ganar la Davis", comentó el cordobés

"No tengo dudas de que po

demos hacerlo, sólo necesitamos algo de suerte en el sorteo y que no suframos inconvenientes como la lesión de Cañas, por ejemplo", agregó el unquillense.

"A nadie le gusta perder, pero ellos demostraron un gran nivel en esta superficie y a nosotros nos costó un poco", completó David.


Comentarios


Volver a empezar