Y vamos de punto…

La acción arrancará a las 10, con el cruce Nadal-Mónaco.



#

copa davis

Por cuarta vez, Argentina intentará alzarse con la Copa Davis, la ensaladera que hasta ahora le fue esquiva, tanto al mejor de todos Guillermo Vilas, como a una “legión” que hace tiempo es protagonista principal en el circuito del tenis mundial. Hoy arranca la serie, que se pronostica larga. Peleada punto a punto. En Sevilla reina el frío, pero con este cruce levantará temperatura ya que se esperan 27.500 espectadores en el estadio “La Cartuja”, especialmente acondicionado para la ocasión. Todo un “hito” para la ITF. El primer día tiene cruces excluyentes. El “1” en polvo de ladrillo, que lleva 18 victorias en serie en defensa de los colores de su país en la competencia, Rafael Nadal, se las verá con Juan Mónaco, metido en el baile inaugural por una decisión táctica del capitán criollo Tito Vázquez. Preservar a David Nalbandian para el dobles fue el objetivo, más allá de la cara larga del cordobés que quería estar en todas. Su propensión a las lesiones y un físico desgastado, incubaron en la decisión del entrenador. “Nos conocemos muchísimo, tanto fuera como dentro de la cancha. Sé de sus pensamientos como él también sabe de los míos dentro de una cancha”, afirmó Pico sobre el enfrentamiento con el mallorquín. Hace más de cuatro años que los amigos no se enfrentan de manera oficial. La última vez fue en el torneo de Cincinatti 2007, cuando el argentino ganó por 7-6 (5), 4-1 y abandono de su rival. Los dos choques restantes se jugaron en arcilla (Bastad 2005 y Stuttgart 2007) y significaron dos victorias tan cómodas para Nadal, que el argentino apenas pudo ganar seis puntos. Por eso, se descuenta que el tandilense necesitará un rendimiento que roce la perfección para vencer a Nadal, que no pierde un individual en la Davis desde que cayera en el primero, en 2004. Es más: España no sabe lo que es una caída en casa desde 1999, y suma ya 20 series consecutivas ganadas. Para Mónaco representará el debut en una definición de Copa Davis. Se verá desde las 10 de la mañana por televisión. El segundo turno será para la mejor raqueta argentina, Juan Martín Del Potro ante el cinco del mundo y especialmente adaptado para sobresalir en esta superficie, David Ferrer. Están 2-2. “Esto es muy diferente respecto a la final del 2008”, aseguró Delpo, en alusión a la frustración para el deporte argentino vivida en Mar del Plata y ante el mismo rival. “El país es otro y llegamos en otras circunstancias, pero el equipo está listo para pelear por el título”, añadió el número 11 del ranking mundial. Mucho se habló en la semana, abundaron las declaraciones elogiosas de unos y otros, pero como siempre ocurre en estas definiciones, la verdad estará en lo que los protagonistas muestren en la cancha. La apuesta del equipo argentino es llegar 1-1 al dobles y que Mónaco, al menos, le provoque un buen desgaste físico a Nadal. Los españoles, por locales y favoritos, por actualidad de sus tenistas, no deberían conformarse con otra cosa que el 2-0 en este primer día. Hoy son banca.


Comentarios


Y vamos de punto...