Macri abre hoy una nueva era para el trabajo en los yacimientos

El presidente anunciará la firma de una ampliación

del convenio colectivo que modifica las reglas del juego para el desarrollo de Vaca Muerta.

Los cambios buscan bajar los costos laborales con un nuevo esquema que ordene el sector. Inversiones, barril criollo y subsidios al gas están en la agenda.

10 ene 2017 - 00:00
Comparte esta noticia

El presidente Mauricio Macri inaugurará hoy una nueva etapa para la explotación petrolera en Neuquén y Río Negro. En una mesa de la cual participarán los gobernadores, los gremios y las empresas, anunciará la adenda al convenio colectivo de trabajo que fija las nuevas reglas del juego para el desarrollo no convencional y permite bajar de forma sensible los costos laborales.

En el mismo acto, se espera que el mandatario brinde un número consolidado de inversiones que comprometerán las petroleras, aunque hasta anoche la cifra no estaba calculada. Desde Nación tampoco dejaron trascender si el anuncio contemplará dos temas claves para Neuquén: el fin del barril criollo y la continuidad de los subsidios al gas, dos puntos que ya tienen consenso en líneas generales pero no en aspectos particulares.

Pero el corazón del anuncio será la adenda no convencional, que Macri presentará como el primer gran acuerdo intersectorial y buscará promover como un ejemplo a seguir por el resto de las ramas de la economía. Se trata de un acuerdo que flexibiliza algunas condiciones laborales, en un sector que, pese a los cambios, seguirá con el salario privado más alto del país.

Según pudo saber “Río Negro”, el convenio tiene 28 páginas y contempla una exhaustiva descripción de cada tarea y cómo se remunerará. Inclusive, incluye al personal periférico como cocineros o enfermeros.

Los cambios centrales ya fueron anunciados y algunos ya se aplican. Se eliminan las denominadas horas taxi, se cambian algunas prácticas como el montaje de torres con viento (que ahora podrá hacerse con ráfagas de hasta 60 kilómetros por hora) y de noche.

También podrán realizarse operaciones simultáneas (una misma locación podrá tener dos o más empresas de servicios operando al mismo tiempo). A su vez, se establece una jornada laboral de 8 horas de lunes a viernes, reemplazando la anterior, que contemplaba fines de semana y feriados.

Hay un punto que establece que toda persona que entre después de la entrada en vigor de esta adenda tendrá liquidaciones de sueldos con los parámetros de la misma.

También se determina qué cantidad de personal debe tener cada equipo de torre o líneas de trabajo específicas del sector como las que realizan fractura hidráulica.

Del anuncio de hoy participará el gobernador Omar Gutiérrez, uno de los impulsores de este acuerdo, junto con el sindicalista Guillermo Pereyra y el titular de YPF, Miguel Gutiérrez. El ministro de Energía, Juan José Aranguren, ofició de árbitro de la contienda, que incluyó a otras petroleras privadas como PAE y Total.

El gobierno nacional aspira a que este acuerdo de flexibilización sirva como caso testigo para el resto de los sectores de la economía.
El mercado que viene
punto por punto
Petróleo. El barril criollo desaparecerá de forma gradual, con descuentos mensuales, pero tendrá un piso de 55 dólares para el crudo de Neuquén y Río Negro.
Gas. Se mantendrán los subsidios por lo menos por cuatro años, aunque aún se discute cómo se otorgarán y qué condiciones se impondrán a las empresas.
Exportaciones. Serán libres. Desde hace algunos días ya no rigen las retenciones para el petróleo, una medida con escaso costo fiscal para el Estado, cifrado en alrededor de 500.000 dólares.
Importaciones. Se discute un régimen para limitar la compra de hidrocarburos al exterior cuando exista oferta local para cubrir la demanda.
Impuestos. Podría haber un regimen fiscal diferencial para grandes inversiones.
Neuquén

TAGS.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día” Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.

Últimas noticias de ésta sección