Aseguran que “poderosas fuerzas” están atacando al Papa

El papa Benedicto XVI y la Iglesia católica están siendo atacados por «poderosas fuerzas» que quieren destruir sus enseñanzas, según el escritor católico George Weigel, biógrafo del fallecido Juan Pablo II.

En una entrevista al diario italiano La Stampa, Weigel, exponente del catolicismo estadounidense, sostiene que las duras críticas al pontífice y a la Iglesia por su actitud frente a los recientes escándalos por curas pedófilos en Europa y Estados Unidos, están vinculados a «una guerra cultural».

«La Iglesia estadounidense no registra una crisis por los escándalos de los abusos. Esos problemas ya habían sido enfrentados en el 2002 y la actual controversia está relacionada con la guerra cultural en Occidente», sostiene Weigel, estimado intelectual y miembro del «Centro de Política y Etica» .

Para el escritor, «la Iglesia es la última institución que defiende la necesidad de verdades morales en el mundo y entre los hombres» y por ello «fuerzas poderosas» de Occidente la atacan.

Las fuerzas hostiles «aprovechan los errores de algunos hijos e hijas de la Iglesia así como de algunas autoridades para destruir las enseñanzas de la Iglesia», sostiene Weigel.

«No se puede hablar de un complot organizado sino de intereses comunes que convergen contra la Iglesia», aseguró.

Para el biógrafo de Juan Pablo II, conocido por sus posiciones a favor de una modernización de la Iglesia, en la campaña contra el Papa participan diferentes tipos de personas.

«Políticos y editorialistas que quieren destruir la credibilidad de la Iglesia», «abogados sin escrúpulos que quieren llegar a las finanzas del Vaticano», «laicos anticatólicos que aprovechan toda ocasión para atacar a la Iglesia» y «católicos que quieren la revolución irrealizable: fin del celibato, ordenación de mujeres, disminución de la autoridad del obispo», sostiene.

Para el experto en los asuntos del Vaticano, la Iglesia ha aplicado una disciplina más severa a su interior desde que estallaron los escándalos de abusos de menores a inicios de la década del 2000.

«Las medidas funcionaron», aseguró tras indicar que «de los 68 millones de católicos en Estados Unidos sólo seis casos creibles fueron denunciados el año pasado. Es siempre mucho, aunque es falso decir que el fenómeno continua», subrayó.

AFP


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora