El «amigo» era un proveedor de la comuna de Quilmes

El escándalo que envuelve al intendente de Quilmes, demorado en Bariloche por andar en una Transit robada, es cada vez mayor. Investigan si el vehículo salió de un

BUENOS AIRES (ABA).- Cuando hoy le tomen declaración al intendente radical del partido de Quilmes, Fernando Geronés, demorado desde el martes en Bariloche por circular junto con su familia con una camioneta robada, su situación procesal podría empeorar.

«Río Negro» pudo saber que la camioneta secuestrada, una Ford Transit, tiene como propietario visible al empresario Gustavo Vega, uno de los principales proveedores de la intendencia de Quilmes.

Geronés mandó a llamar de urgencia a su «amigo» Vega para que salga a aclarar públicamente dónde adquirió dicha camioneta robada y con la documentación adulterada.

El principal operador del intendente storanista,Oscar Batallés atendió a este medio por vía telefónica y confirmó que «de ser Vega el dueño del rodado, el intendente estará en problemas ya que este tipo de relación con los proveedores, contrasta con la ética pública».

El mismo operador desmintió que se trate esto de «una cama política » y prefirió relacionarlo con una «distracción» del jefe comunal.

El radicalismo bonaerense está convulsionado por estas horas ante tamaño escándalo y miran hacia el ministro de Interior Aníbal Fernández y el jefe de la Cámara de diputados Eduardo Camaño como posibles manos traviesas de este escrache público .

«Justo paran el auto de un intendente que es cabeza de lista a senadores en las próximas elecciones», comentó un colaborador de Federico Storani, quien evalúa pedirle un paso a costado a Geronés.

Desde el ministerio de Seguridad y Justicia bonaerense siguieron de cerca las alternativas de esta noticia .

El ministro Juan Pablo Cafiero ordenó un relevamiento de los últimos vehículos secuestrados en los mega operativos contra desarmaderos de autos . «Tenemos la pista que esta camioneta ya había sido secuestrada unas semanas atrás . Si se confirma sería gravísimo ya que significaría que hay policías que vuelven a reubicar material allanado en un mercado negro», confirmó un asesor del ministerio.

Precisamente, semanas atrás la policía allanó un local clandestino llamado Autopartes Paco ubicado en Avenida Quilmes 161y se cree que fue detectada esta misma camioneta. Los investigadores presumen que para recolocarla, debieron intervenir autoridades policiales, en ese entonces encabezadas por el ahora ex titular de la DDI comisario De Gastaldi y la Inspección general municipal a cargo de un tal Fernández, cuñado del intendente en cuestión Las pericias sobre el rodado robado dieron además que los números del chasis y del motor fueron adulterados.

Ayer la comuna de Quilmes era un hervidero. Especulaban con el pedido de licencia del intendente Geronés y nadie daba un peso por su permanencia como candidato a legislador.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios