El banco de Boca sigue vacío

Hasta el momento sólo hay negativas: ni Carlos Bianchi, ni Alfio Basile, ni Gustavo Alfaro, ni Diego Cagna, ni Edgardo Bauza, ni Jorge Bermúdez. Anoche Ischia confirmó que estará hasta el final del Clausura.

Al momento y hasta el próximo boletín, se puede afirmar que el próximo director técnico de Boca Juniors no será Carlos Bianchi, ni Alfio Basile, ni Gustavo Alfaro, ni Diego Cagna, ni Edgardo Bauza, ni Jorge Bermúdez.

Los que están anotados y por el momento no están fuera de concurso son Blas Giunta, José Basualdo y Abel Alves, sin que esto signifique que son los únicos candidatos, porque nuevos nombres aparecen y desaparecen a cada instante.

El que reunía consenso en el total de la Comisión Directiva, el actual manager, Carlos Bianchi, dijo definitivamente que no y los dirigentes ya saben que no deberán insistir porque el hombre se está cansando y corren el riesgo de perderlo para siempre, como manager y como director técnico.

Basile asomaba como una alternativa, ya estuvo en Boca y ganó cinco títulos sobre cinco, tiene la personalidad que hace falta para corregir las internas que carcomen al plantel, tuvo buena convivencia con Martín Palermo y con Juan Román Riquelme.

Sin embargo, el perfil de Basile no se adapta a la pretensión de la dirigencia, que quiere a alguien que sea más entrenador que director técnico, esto es, que permita la intervención directa de Bianchi en las decisiones futbolísticas.

Por más que la relación personal entre Basile y Bianchi sea inmejorable, el dos veces ex conductor del seleccionado nacional tiene demasiada trayectoria como para aceptar un poder paralelo y mucho menos a la vista de todo el mundo.

Por otra parte, el que impulsaba la candidatura de Basile es el vicepresidente tercero, Juan Carlos Crespi, que luego de haber sido hombre clave en la conducción del fútbol durante la presidencia de Pedro Pompilio, en los últimos tiempos quedó muy relegado y así se pretende que siga, al menos desde el sector incondicional del actual titular, Jorge Ameal.

Bauza, fogoneado por otro de los vicepresidentes, José Beraldi, también debe quedar rápidamente descartado por las mismas razones expuestas en cuanto a Basile: un técnico con nombre propio, último campeón de la Copa Libertadores de América, de ningún modo se avendría a no disponer del poder absoluto.

El propio Bianchi volvió a poner sobre el tapete el nombre de Alfaro, el mismo al que había propuesto a fines de 2007 cuando los dirigentes, finalmente, eligieron a Carlos Ischia pero el ex Atlético de Rafaela, Belgrano, Olimpo, Quilmes, San Lorenzo de Almagro, Arsenal y Rosario Central no convence para nada a los dirigentes y más aún, los une en el rechazo.

Un hombre que ha tenido repetidos problemas con los jugadores a lo largo de su carrera aparece, al margen del patrocinio de Bianchi, como el menos indicado para cargar con los actuales problemas de convivencia en de Boca además de que sus últimas experiencias no fueron buenas y al respecto, un dirigente, «en off», fue muy gráfico: «A ése le das una Ferrari y la choca».

Bermúdez reunía dos puntos a favor, su fuerte personalidad y su veneración por Bianchi, pero en 2001 tuvo duros enfrentamientos con algunos de quienes siguen siendo directivos y, por otra parte, en las últimas elecciones se alineó con la oposición mientras que ya se supo que a Cagna no lo seduce dirigir a algunos de sus ex compañeros y prefiere seguir en Tigre.

Por ahora siguen participando Giunta, un ídolo con escasa experiencia como entrenador de primera, Alves, un fiel empleado que no opondría inconvenientes a aparecer como testaferro de Bianchi, y Basualdo, cuya carrera como técnico es de escaso relieve pero que es hombre del riñón del manager y ducho para flotar entre las marejadas de los vestuarios, al menos en su etapa de jugador.

Tal el cuadro de situación en cuanto a la sucesión de Carlos Ischia en el banco de Boca, aunque no tardarán en aparecer novedades, las primeras de ellas, seguramente, tras la inminente reunión de Comisión Directiva.

 


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios