El carnaval carioca se escuchará en semis

Robinho dirigió la comparsa. Chile, en su peor momento.



Brasil no viajó a Venezuela con todo su potencial, pero Brasil es Brasil. Anoche esta certeza la sufrió el pobre seleccionado chileno, al que destrozó con una goleada por 6 a 1. De esta forma, el martes el equipo de Dunga se medirá con Uruguay.

Los 'cariocas' dejaron en claro que la hora del todo o nada es la que mejor le sienta. Y ésto quedó en evidencia en la primera parte, cuando no vapuló en el juego al conjunto de Nelson Acosta, pero sí lo avergonzó en el arco. La suficiencia de Brasil se reflejó a los 16, con el primer gol de Juan. Nada había pasado hasta que el defensor apareció en un corner y de cabeza no perdonó.

La segunda situación de peligro también terminó en gol, ya que Julio Baptista entró de izquierda a derecha y con un zurdazo volvió a vencer a Bravo.

El tercero cayó a los 31 con una deliciosa definición de afuera del área de Robinho. ¿Chile? Apenas un buen disparo de Mark González que dio en el travesaño.

La segunda parte estuvo de más, sólo fue una especie de trámite administrativo.

En realidad sirvió para que Robinho se afianzara como el goleador de la Copa, ya que a los 5 empujó su sexto tanto en la competencia y algunos minutos después recibió una enorme ovación cuando Dunga decidió preservarlo.

El epílogo también ayudó para que la verguenza chilena fuera aún más grande. La verdad es que los muchachos de Acosta llegaron varios veces como para descontar antes de tiempo (sobre todo por medio de Juan Lorca), pero definitivamente no estaban en su noche.

El grito (ahogado) chileno fue a los 30, cuando Suazo, en la única buena intervención que tuvo, metió un caño y definió con una vaselina digna de un cuadro. La media docena se produjo en la mejor combinación del partido, definida por Love. Así, Brasil volvió a demostrar la jerarquía que lo hace único a nivel mundial.

” Carne de cañón: Los jugadores de Chile no sólo serán duramente criticados en su país por la eliminación de anoche. Es que la crisis de la 'Roja' se desató antes, cuando los dirigidos por Acosta fueron acusados de embriagarse, destrozar parte del hotel y acosar a algunas empleadas.

El episodios ocurrió el jueves por la madrugada, luego del empate del miércoles ante México que le dio la clasificación. El propio presidentes de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP) de Chile, Harold Mayne-Nicholls, advirtió que habrá duras sanciones. Y después de la goleada de anoche, los medios sensacionalistas ya se afilan los dientes.


Comentarios


El carnaval carioca se escuchará en semis