El sur tiene voz de mujer

El disco “Mujeres Patagónicas” reúne 17 cantantes, desde Chos Malal a Río Gallegos.

MUSICA

Un disco de todas mujeres. Una idea igual de dificil que atractiva. Ese es el desafío que asumió Armos Moreno junto a su grupo de trabajo de Aventón, un proyecto que tiene como principal objetivo la difusión de la cultura patagónica.

“Todo lo que sale por Aventón es totalmente independiente y solidario, es tratar de hacer cosas y hacerlas conocer y revaluar e insistir permanentemente que tenemos los mejor músicos, los patagónicos”, señaló el director de la placa.

El disco que reúne cantautoras desde Chos Malal hasta Río Gallegos, recorriendo musicalmente más de dos mil kilómetros patagónicos.

“Me pareció que era el momento de tratar de reunir mujeres cantantes patagónicas nuestras”, contó Moreno, a “Río Negro”, sobre la iniciativa que lo llevo a emprender un disco de estas caracterísiticas.

Y agregó: “ese era el sueño, conseguir la mayor cantidad posible de artistas porque hay muchas mujeres haciendo música, pero de otros y es muy difícil encontrar a la creadora, pero es necesario, es importante, y es vital saber qué puede cantar una mujer de nuestra tierra, saber qué comunica, qué siente, qué piensa”.

En este sentido el objetivo de reunir a 17 cantantes patagónica en una sola placa no fue otro que el de difundir.

“El objetivo siempre es la difusión y la ayuda”, aseguró, sin duda alguna, el director del proyecto en el que participaron las bandas Susi Blu (Roca), Fémina (San Martín de los Andes), Andrea y la blues band (Puerto Madryn), Santa y Bárbara (Comodoro Rivadavia), Sadkasmo (Caleta Olivia) e Histeria (Río Gallegos); así como las artistas solistas Noelia Pucci (Chos Malal), Andrea Braun (Neuquén), Sandra Della Penna (Bariloche), María José Cantilo (El Bolsón), Sara Hebbe (Trelew), Laura English y Angélica Castro (Comodoro Rivadavia), Haien Qiu (Rada Tilly), Sol Mercado (Caleta Olivia), Tanya Veloso (Perito Moreno) y Verónica de Cristofaro (El Calafate). Todas y cada una de ella aportó un tema, obviamente propio, para armar “Mujeres Patagónicas”.

El disco, como la patagonia, tiene de todo. Tiene un poco de blues, funk, melódico, rock y muchas variantes más.

Así, Mujeres Patagónicas, tal como sostuvo su ideólogo, “musicalemnte resultó siendo una gama de colores de distintas expresiones de distintas mujeres y todas de acá, nuestras, bien cercanas”.

Es que esa era la primera idea que Armos tenía en mente. “El disco viene a posterior del cuadro que hizo las veces de portada y de todo lo que significa la gráfica del disco. La gráfica dice, habla. El cuadro original muestra tres mujeres de tres generaciones con distintos colores, lo que significa distintas maneras de pensar, de sentir, de soñar, de expresar”, señaló al respecto quien se puso al hombro el trabajo de compilar a estas mujeres.

La gran cantidad de kilómetros que separan a cada una de estas mujeres hicieron que el trabajo deba hacerse, en muchos casos, a través de internet.

“Fue un proyecto de compilación y trabajo. Mucho se hizo a través del facebook y hay otros en los que hubo que arremangarse e ir al estudio de grabación”, confesó Moreno, al tiempo que explicó que las artistas más lejanas grabaron su tema en su lugar de origen y se lo enviaron vía internet para formar parte del disco sin necesidad de movilizarse de su lugar para participar.

“Personalmente me deja la terrible satisfacción de un sueño logrado”, resumió y cerró el dueño de la idea y de la batuta.

María Pía Mendiberri / pmendi@rionegro.com.ar

Una producción independiente

Aventón es una productora independiente, y patagónica, radicada en Cañadón Seco (Santa Cruz), que tiene como principal objetivo la difusión de la música, y específicamente del rock, de “por acá”.

¿Cuando nace Aventón?, preguntó este medio a la cara más visible del proyecto, Armos Moreno.

“Surgió cerca de los ‘90, cuando realmente empezó a poder editarse en CD, porque anteriormente editar un vinilo era una tarea imposible, mucho más para nosotros que estábamos tan lejos. Ahora la técnica también ayuda para que el músico pueda realizar buenos trabajos en cualquier lado”, respondió tratando de hacer memoria del momento en el que se embarcó en este proyecto que más que un trabajo es una forma de vida.

“Todo lo que sale por Aventón es totalmente independiente y solidario, es tratar de hacer cosas y hacerlas conocer y revaluar e insistir permanentemente que tenemos los mejor músicos, los patagónicos”, señaló el responsable mayor de Mujeres Patagónicas.

Dejar un legado de la música, y por sobre todo de los músicos patagónicos, es una brillante idea, pero como todo cuesta plata. Aunque no es un hecho menor, para Moreno, no es lo principal.

“La financiación es del bolsillo. No es que sobre. A mi personalmente no me sobra para nada, pero si lo tengo que gastar lo gasto por ahí y si no se recupera la verdad que no me interesa. Sería genial que se recuperara alguna vez, pero el objetivo es la expresión, siempre, muy por sobre el vil materialismo”, confió.

Todo hecho a pulmón

“Todo va a estar bien”, dice Susi Blú

El grupo roquense de blues y jazz Susi Blú es uno de los protagonistas del disco “Mujeres Patagónicas”, es más, es el primer tema que se escucha al dar “play”.

“Todo va a estar bien es un tema compuesto por la cantante Fernanda Valenzuela y Lieza Solaro, en la guitarra, aunque después, por supuesto, como en todos los temas todas terminamos haciendo nuestra colaboración”, comenzó contando Adriana Stobbia, baterista del grupo, sobre el pedacito de ellas en el disco.

Y agregó: “el tema es como muy positivo, porque dice que todo va a estar bien. Según dice la cantante se inspiró en su hijito, que cuando lo mira a los ojos sabe que todo va a estar bien. Y como todas las letras que componemos es muy femenino, muy regional también, porque habla del río, de conectarte con la naturaleza”.

Susi Blú, que hoy se completa con los coros de Ilenia Zaccaria y con la música que destila el bajo de Marianella Di Meglio, nació hace tres años con la idea de mostrar que no sólo los hombres hacen música. Con varios shows sobre sus espaldas, están empezando a delinear su primer disco.

La participación de las Susi Blú en “Mujeres Patagónicas” llega por una convocatoria que el líder del proyecto Armos Moreno les realiza a través de facebook.

Ellas no dudaron un instante, aceptaron el desafío y entraron a grabar. En tres días el tema estaba grabado, sólo faltaban los retoques que quedaron en manos de Roberto García y listo. Ya eran parte de las “Mujeres Patagónicas”.

Roca dice presente en el disco de mújeres.

El desierto no podía faltar

Andrea Braun es de Neuquén, es cantante, guitarrista autodidacta, compositora y productora musical independiente. Integró bandas regionales como invitada hasta, en 2007, y luego emprendió la tarea de formar y liderar Cromosoma X, un grupo rockero íntegramente femenino. Hoy, su actividad musical va desde las producciones musicales en su estudio hogareño hasta la participación en distintos proyectos independientes juntoa músicos de la zona.

– ¿Qué canción aportaste al disco?

– La canción se llama Desierto, es una composición propia, es un trabajo que yo hice en mi estudio hogareño el año pasado, y cuando empecé a subirlo a la red, a soundcloud específicamente, lo di a conocer y la gente de Aventón Rock, que los tenía en facebook, se interesó en la propuesta y me convocó para ver si quería colaborar con una canción.

El tema que se extiende por algo menos de cuatro minutos, es, en el decir de su autora e interprete, “una composición sobre el estado de ánimo de uno, de la soledad y de estar con uno mismo y su metáfora con el desierto y con nuestro clima acá en la Patagonia”. “Es una metáfora sobre la soledad y sobre uno mismo”, sintetizó la neuquina que no quiso quedarse fuera.

La neuquina también aportó su granito de arena, o de tierra.

Un homenaje femenino

“Buen Viaje” es el tema que Fémina aportó a “Mujeres Patagónicas”.

“Es el primer tema de nuestro disco ‘Traspasa’ que salió en 2014, y es un tema que surgió en San Martín de los Andes, un invierno. Es una especie de homenaje al Flaco Spinetta”, contó, sólo para empezar, Sofía “Toti” Trucco, voz, guitarra, ronroco de Fémina.

“Habla de ‘los pies en al luna’ como ‘Ella también’, que es un tema del Flaco Spinetta. De hecho, tomamos esos acordes que son tan característicos del tema del Flaco, con otro ritmo, para hacer un homenaje lleno de amor”, profundizó la compañera musical de Clara Miglioli (voz) y Clara “Wewi” Trucco (voz, percusión).

Tal como ellas mismas se definen, “Fémina es un grupo de rap fusión liderado por tres mujeres patagónicas, que se caracteriza por el ritmo de su poesía, la combinación de estilos musicales y el vigor de sus interpretaciones”.

El trío femenino también colaboró

Un poco más de blues

“Nosotros somos una banda de Puerto Madryn, hace seis años que la tengo, se llama ‘Andrea y la blues band’ y somos un grupo de músicos de un rejunte de varias bandas que fueron quedando en el camino”, así se autopresenta y presenta a su grupo Andrea Pautasso.

“Nosotros empezamos haciendo covers y todo lo que implica blues nacional y ahora ya estamos encarando temas nuestros”, aseguró al tiempo que explicó que “parte de lo que empezamos a hacer es lo que le mandé a la gente de la productora Aventón cuando me convocaron por recomendación de músicos locales y de músicos de Comodoro -Rivadavia- y de lo que es la provincia”.

Ella, con la ayuda de los músicos que la acompañan, aportaron “Groove inside”. “Es una especie de funky medio bluseado, tiene de todo un poco y trata de los sueños de cada artista, que ha veces quizás quedan en un cajón hasta que alguien los ve y quizás como puede caer en manos buenas, puede caer en manos malas”, contó la artista oriunda de Madryn.

Empezaron con covers pero ya tiene sus temas propios.

“Cantando bajito” llegó Laura English

“Armos Moreno me convocó a principio de año. Yo acá en Comodoro -Rivadavia- vengo haciendo un repertorio de latinoamérica, tengo canciones mías que todavía no he grabado y cuando se dio esta posibilidad que eran todas intérpretes de la Patagonia, surgió una canción que tiene que ver con mi vuelta al sur y decidí que esa era la canción que tenía que formar parte del disco y la grabamos. ”, explicó sobre cómo se vio envuelta en este proyecto junto a su tema “Cantando bajito”.

Lo cierto es que ella nació en Laura English nació en Comodoro Rivadavia, en el 1982. En el fueron sus primeros pasos en la música con una banda de garage. Después estudió Artes Visuales en Capital Federal y paralelamente forma parte de Gato Azul, banda homenaje a los Abuelos de la Nada. Y, más tarde, llegaron los ritmos de Latinoamérica a su vida. Hoy integra el grupo vocal con ensambles de percusión, Las Columbinas, (banda formada íntegramente por mujeres), y se presenta acompañada por distintos músicos locales interpretando repertorio de Latinoamérica y de su autoría.

“Yo todo lo que hago es rescatar música de la tierra, toda música originaria, de toda latinoamerica, con influencia afro y mis composiciones son muy así, con un poco de cada lugar de latinoamérica”, subrayó.

Oriunda de Comodoro Rivadavia no quería quedar fuera.

“Susurros” de una china patagónica

Haien Qiu nació en Shanghai (China) es hija de madre china y padre taiwanes, pero vive en Argentina desde los tres años. Hoy está en Buenos Aires, como muchas, pero lo más importante que su relación con la música se inicio en el sur argentino, en Comodoro Rivadavia. Ahí aprendió a tocar la guitarra y tomó clases de acordeón, siendo siempre su gran pasión el canto.

Su música ronda entre “el pop, la electrónica y el rock alternativo, con influencia del mundo anime y la canción francesa”, tal como ella misma la define.

Para “Mujeres Patagónicas” ella aportó “Susurros”. Un tema que, según Qiu, habla “de lo que me estaba pasando en ese momento”.

Ella, que está profundamente agradecida por ser parte de este proyecto con aroma a perfume de mujer, envió a la productora Aventón una versión demo de “Susurros” que ya tenía previamente grabada. Se trata de un trabajo que preprodujo Christian Basso, quien también grabó los instrumentos.

Entre el rock, el pop, el animé y la canción francesa navega Haien Qiu.

Sadkasmo también colaboró

“Todo empezó porque nosotros íbamos de invitadas a un programa de radio y resulta que era de las hijas de Armos, el compilador, entonces nos presentaron y pegamos buena onda y nos llamaron para que grabemos un tema”, contó sobre la génesis de su participación Daiana Morales, dueña de la batería de Sadkasmo, una banda oriunda de Caleta Olivia .

La banda que le hace culto al rock alternativo y progresivo, y que recibe influencias de Muse, System, Sur Oculto, Pez y Jeff Beck, entre otros se completa con Aymará Morales en bajo y con Leo Soria en guitarra. Todos, además, cantan.

Tras ofrecer su tema “Paco” al disco “Mujeres Patagónicas”, Daiana subrayó que “fue muy hermoso ser parte de algo tan grande como el Aventón” y se esperanzó con que “cada vez seamos más”.

Las dos jóvenes, en compañía del muchacho demuestran todo su rock en escena.

Un recuerdo a ritmo de vals

“Es una canción a ritmo de vals medio jazzeado que tiene una temática dedicada a una persona en especial, que es un amigo que ya falleció que se llama Eduardo Moulla, él es un músico que vivía totalmente despojado de lo material”, empezó contando Tanya Veloso sobre “Caballo salvaje”, el tema que ella aportó a “Mujeres Patagónicas”.

Y siguió contando: “es una canción que había empezado con anterioridad pero creo que en ese momento que él nos dejó pude terminarla”.

Lo cierto es que, según su propia definición, “Caballo salvaje habla un poco de muchos personajes que han pasado por mi vida y que me han dejado marcas en su forma de ver la vida”.

Tanya que comenzó sus primeros pasos de cantante en la escuela primaria integrando el coro institucional y que a los 14 años formó su primera banda de rock y comenzó a crear temas de propia autoría subrayó que “Armos -Moreno- me dio la posibilidad de poder expresar mi tema y dejarlo como un legado, porque yo todavía no he grabado nada mío y solamente he tocado con bandas de blues o de rock”.

Tanya Veloso orgullosa con el disco en sus manos.

Una historia de amor

“El niño azul, es una canción de amor, para mi Mauro. Mauro es artista plástico y el niño de él, es azul”, empieza relatando Verónica de Cristofaro, una gemela nacida en Río Turbio, en el ‘72.

Y siguió explicando: “todos tenemos un niño, a veces tímido, a veces caprichoso, a veces alegre. Mauro tiene un niño azul”, cerró sobre el tema la artistas que cree que “la infancia es mas que una etapa, es una patria como diría Atahualpa Yupanqui: la patria de la infancia” y que “somos de alguna manera lo que de niño fuimos”.

La autora e interprete del anteúltimo tema de “Mujeres Patagónicas” no es sólo eso. Es que, tal como ella misma subrayó, “soy inquieta, pinto, dibujo, y la música no me ha pedido permiso, a pesar de mis limitaciones teóricas. En mi casa hay música casi como un bastidor de fondo”. Además de todo, es médica.

La médica que ama el arte y la música.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora