Experto neuquino recomendó una “autopsia psicológica”

Para el exjefe del servicio de Salud Mental del hospital Castro Rendón, Jorge Carri, hay que “analizar las posibles motivaciones como determinantes” de una acción.

LA MUERTE DE NISMAN

NEUQUÉN (AN).- El exjefe del servicio de Salud Mental del hospital Castro Rendón, Jorge Carri, planteó la hipótesis de que el fiscal Alberto Nisman podría haber padecido un trastorno bipolar por lo que sugirió que se le realice una autopsia psicológica. “Se trata de una práctica que salió del sistema judicial y llegó a la salud pública por los estudios epidemiológicos. Consiste en analizar las posibles motivaciones como determinantes” de una acción, dijo en diálogo con “Río Negro”.

Indicó que en términos estadísticos, un soltero o un viudo tienen más posibilidades de suicidarse que un casado o un divorciado.

Adujo que, para poder determinar si Nisman se suicidó sería necesario buscar los determinantes. “El suicidio no es una entidad patológica, se puede suicidar cualquiera” dijo, y agregó que sólo “dentro de la autopsia psicológica se puede encontrar si hay enfermedades de la salud mental que lo vuelven más factible como una esquizofrenia o la depresión”.

Fundamentó su hipótesis de que el fiscal podría haber sufrido un trastorno bipolar porque “con un trastorno de pánico o ansiedad, como se dijo en los medios que tenía, no hubiese viajado a Europa ni por casualidad, salvo que hubiese estado medicado con antidepresivos durante un tiempo y ello produce un episodio maníaco bipolar”. Explicó que una persona con pánico está muy afectada para viajar. “Nisman se va a Europa y así como se va regresa y deja a la hija en un aeropuerto; objetivamente hay cosas que no empieza a controlar de su conducta”, describió el especialista .

El trastorno bipolar -describió- consiste en tener demasiado ánimo y repentinamente pasar a tener un estado depresivo. Nisman podría haber sufrido “ un episodio que se denomina hipomaníaco, muy acelerado, pero no tan acelerado para resultar anormal. Por ejemplo, aparece en la entrevista de televisión verborrágico pero no dice tonterías”.

Contó que Alejandro Lagomarsino -psiquiatra que dio lugar a la constitución de la Fundación de Estudio de la Bipolaridad Argentina- “decía que un hipomaníaco es como que se le quedó el auto acelerado pero se puede manejar, hay que tener cuidado al momento de frenar”.

Luego indicó que este tipo de trastornos se desarrollan en personas muy inteligentes que no alucinan pero si que se ilusionan. “Una alucinación es ver algo que no existe y para una ilusión hacen falta condiciones ambiguas en la percepción, una exageración de la percepción”, dijo.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora