“Honrar la vida”

No podíamos entender tan dolorosa noticia. Habíamos rezado tanto toda la semana, las tres comunidades, la novena, la misa diaria, el rosario. Teníamos la esperanza de que Dios nos escuchara y se hiciera nuestra voluntad, pero no fue así: nuestro querido Roberto partió a la casa del Padre y nos dejó el corazón destrozado a todos. Era difícil comprender, sólo la fe podía explicar ciertos hechos. Pero ahora, superada ya la terrible tristeza, podemos comprender cuánto nos ha dejado: su entrega, el testimonio de su fe, su calidez, su amor a María, su sonrisa. Queremos celebrar la vida de Roberto, dijo el obispo, en la misa que se celebró en la catedral el mismo día de su partida, y la voz se quebró porque él también tenía un enorme cariño por este sacerdote joven que estaba a punto de cumplir apenas nueve años de ordenado. Todos estábamos allí, con los ojos hinchados de tanto llorar, nos mirábamos y sabíamos del dolor del otro, de ese hermano de otra comunidad que había compartido con nosotros tantas misas o fiestas con guitarreadas y comidas a la canasta. Por eso este pequeño mensaje es para todos, para que podemos consolarnos de su ausencia reflexionando lo maravilloso que nos dejó, este tiempo breve, como él mismo decía, pues ésta era su misión. Adiós, querido Roberto Gómez, ahora que estás cerquita de Dios, nos mirarás contento por todo lo que has logrado con tu paso por esta diócesis. Gracias y que podamos pensar en vos con alegría, que seguramente será el mejor modo de recordarte. Diana C. Masini DNI 10.659.781 Neuquén

Diana C. Masini DNI 10.659.781 Neuquén


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios