Juan Pablo II está muy grave



Actualizado a las 19:41

ROMA (DPA).- La salud del papa Juan Pablo II empeoró dramáticamente debido a una infección en las vías urinarias que le provoca fiebre muy alta, confirmó en la noche de hoy el portavoz del Vaticano, Joaquín Navarro-Valls. Previamente, la televisión italiana había informado, sin detallar la fuente, que el estado de salud del Sumo Pontífice, de 84 años, se había deteriorado y que no se prevé una nueva internación. Incluso una emisora local señaló que el Papa ya había recibido la extremaunción, que reciben los católicos poco antes de su muerte.

Esta noticia sin embargo no fue confirmada. "Tiene fiebre alta ocasionada por una infección urinaria", señaló Navarro-Valls. Por su parte, la televisión estatal italiana informó que el Papa está reaccionando bien a los antibióticos pero que su estado continúa siendo crítico.

Entretanto, en la plaza San Pedro comenzaron a congregarse cientos de feligreses para orar por la salud de Papa, además de emisoras de televisón de todo el mundo.

El Papa se encuentra bajo permanente asistencia médica.

Según señalaron hoy expertos sanitarios, Juan Pablo II debería ser operado a corto plazo para instalarle una sonda gástrica que le permita recibir, directamente al estómago, una mejor alimentación de manera artificial.

El miércoles, el Papa se había mostrado sorpresivamente a los fieles, al asomarse a la ventana del palacio apostólico tras la tradicional audiencia de los miércoles.

Después de la audiencia, el jefe de la Iglesia católica bendijo con la mano durante varios minutos a los peregrinos congregados en la Plaza de San Pedro. Juan Pablo II también intentó pronunciar unas breves palabras, pero nuevamente le falló la voz.


Comentarios


Juan Pablo II está muy grave