Kirchner no descarta ir a una alianza para vencer a Menem

Podría llegar a un acuerdo con Rodríguez Saá.

BUENOS AIRES (ABA).- El candidato oficialista del justicialismo, Néstor Kirchner, no descarta establecer una alianza con Adolfo Rodríguez Saá para derrotar a Carlos Menem en una eventual segunda vuelta de las elecciones presidenciales del 27 de abril.

Así lo revelaron ayer a «Río Negro» importantes miembros del entorno del gobernador de Santa Cruz, que alertaron que por el momento se trata apenas de una posibilidad que el mandatario comenzó a analizar en vistas a la atomización que presenta el PJ en los últimos sondeos de opinión, donde las diferencias porcentuales entre los postulantes son escasas.

Si bien el acuerdo estaría aún en pañales, y la resistencia parecería ser más profunda del lado de Rodríguez Saá, la sencilla chance de que pueda concretarse abre un margen de oportunidades importantes para ambos candidatos ante el fantasma de Menem, que vería mermadas sus posibilidades en el ballottage.

Es que, según especulan en los equipos de campaña kirchneristas y adolfistas, el riojano llevaría las de perder en esta instancia como consecuencia del fuerte rechazo que su figura despierta en la sociedad. Y al mismo tiempo, Kirchner y Rodríguez Saá, que están palmo a palmo en los estudios de opinión pública, no tienen importantes enfrentamientos entre sí ni rencillas que no puedan resolverse con el diálogo.

«Fijate que ninguno ataca al otro en los discursos ni pelea su espacio a través de la confrontación mediática y la provocación. Lo que hay ahora es cordialidad y respeto desde los hechos. No se puede descartar ningún tipo de acuerdo futuro», dijo un vocero autorizado de Kirchner, para señalar las coincidencias. Y al instante se cubrió: «Igual, la certeza de las alianzas se va a ver recién el 28 de abril, con los resultados de la primera vuelta en la mano».

En cualquier caso, la necesidad de empezar a estudiar los escenarios de una eventual segunda vuelta se transformó en el imperativo de los equipos de trabajo de los candidatos. Esto, argumentan, es producto de la paridad que se visualiza para la primera ronda entre las fórmulas que están en danza.

En el entorno del puntano, los peros que existen hasta el momento radican en el distanciamiento que éste tiene con Duhalde, con quien mantiene severas diferencias. Incluso, en los últimos días, llegó a decir que el actual presidente es el presente de la «corrupción en la política».

Sin embargo, en el entorno de Néstor Kirchner, no se cansan de decir que el sureño no es Eduardo Duhalde, a pesar de que cuente con su apoyo y su estructura para las elecciones, con lo que dejan las puertas abiertas al acercamiento.

«Para nosotros, este es un gobierno de supervivencia. En el entorno duhaldista hay varios que creen que sería positivo que Kirchner salga a decir que es la continuidad de Duhalde, pero eso nunca va a suceder, porque él tiene criterio e ideas propias, que viene desarrollando desde el primer día que decidió postularse a la presidencia», remató la fuente.

Mejor en las encuestas

Según una encuesta de intención de voto de la consultora Equis, la fórmula del Frente para la Victoria, cuyo candidato es Néstor Kirchner, obtiene casi un 20% de los votos, seguido por Adolfo Rodríguez Saá, con el 18% y, en tercer lugar, la fórmula del riojano y Romero, con el 14,5% A presidente, aparecen dos fórmulas un tanto despegadas del resto.

Néstor Kirchner y Daniel Scioli, la fórmula por Frente para la Victoria,-marca el 19,9% de los votos, mientras que el binomio del Movimiento Nacional y Popular (MNyP), integrado por Rodríguez Saá y Melchor Posse, es elegido por-un 18%.

Más abajo en la preferencia de los bonaerenses, se ubica la fórmula justicialista restante, Carlos Menem-Juan Carlos Romero, con el 14,5% de las preferencias.

-En tanto, el binomio de Afirmación para una República Igualitaria (ARI), Elisa Carrió-Gustavo Gutiérrez, es elegido por el 13,1% de los encuestados. Muy cerca de-la candidata del ARI aparece la fórmula López Murphy-Gómez Diez con 9,3% de los votos, y hasta aquí aparecen los candidatos con mayor intención de votos, que según López se ha fortalecido en provincia de Buenos Aires y capital.

-Por debajo y lejos de ellos-se ubica-la fórmula Walsh-Parrilli, con 1,7%, la fórmula de la UCR (Moreau-Losada) con 1,4%, en tanto cierran las mediciones dos fórmulas socialistas (Altamira-Salas y Bravo-Giustiniani) con 1% de la intención general de voto. El estudio, cuyo nivel de confianza es de 95%,-se realizó entre el 13 y el 16 del actual por medio de entrevistas domiciliarias a 504 votantes.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios