La abuela DJ

Ruth Flowers, una británica de 69 años, nunca imaginó que entrar a un boliche le iba a cambiar la vida. Pero pasó. Se calzó los auriculares y empezó a mezclar los distintos estilos musicales. Ahora triunfa en las discos de París, Francia, como la “abuela DJ”. “Llegué tarde a la fiesta de cumpleaños de mi nieto. Entonces, en la puerta de la disco me dijeron: ‘No creo que usted quiera entrar, señora’. Pero yo respondí: ‘Creo que sí quiero’. Entré y había mucho ruido y las luces destellaban”. Le gustó tanto que decidió dedicarse a la música.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora