Liberan al hombre acusado de quemar una casilla y matar a sus hijos

NEUQUÉN (AN)- El juez Marcelo Muñoz dictó ayer la falta de mérito y dispuso la libertad del hombre que estaba acusado de quemar la casilla de su ex mujer y provocar la muerte de sus hijos de 5 y 9 años.

De inmediato, trabajadoras del Servicio de Prevención de Violencia Familiar expresaron su preocupación por la decisión judicial e indicaron que los sobrevivientes de la tragedia recibieron amenazas de muerte.

El hombre que salió libre ayer por falta de pruebas es Daniel González, de 35 años, y se lo acusaba de ser el autor del incendio ocurrido en la toma Bella Vista la madrugada del 27 de febrero pasado.

González estaba separado de su mujer, Victorina Pérez, por orden judicial. Había sido excluido del hogar por reiterados episodios de violencia doméstica. Además se encontraba en libertad condicional tras cumplir una condena por homicidio.

De todos modos la noche anterior habían cenado juntos y él le había prestado dinero. Fue uno de los argumentos que utilizó para expresar que no tenía motivos para atacarla.

Apenas ocurrido el incendio en el que murieron dos de sus hijos, su esposa lo incluyó entre los sospechosos de haberlo provocado, pero también mencionó a su propio hermano y una patota que se mueve por el asentamiento, con los que habrían sucedido otro tipo de problemas que aún no fueron aclarados.

González fue detenido a las pocas horas de la tragedia y se declaró inocente. Un presunto testigo clave que dijo haber visto al autor del incendio no lo reconoció en una rueda de sospechosos. También le hicieron pericias en sus ropas para buscar restos de combustible, sin resultados.

Ante la falta de pruebas, el juez Muñoz decidió ayer dejarlo en libertad aunque sujeto a la investigación, según se informó oficialmente.

Apenas conocida la noticia, trabajadoras del Servicio de Prevención en Violencia Familiar hicieron llegar un comunicado a este diario en el que señalan su «preocupación» porque «ante situaciones de gravedad como la acontecida hace unas semanas en la toma Bella Vista, vuelven a verse vulnerados los derechos de mujeres y niños».

Añadieron que «esto sucede cada vez que se prioriza la obtención de pruebas denominadas objetivas por sobre el derecho a la vida de las víctimas de violencia familiar. Así se observa la burocratización de los procesos judiciales que se suman directamente a la desprotección en que quedan mujeres y niños/as».


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios