«No habrá expropiaciones si se amplía la ruta 22»

Lo confirmó el titular de Viarse Miguel Pedranti.

CIPOLLETTI (AC).- No habrá expropiaciones de tierras productivas para ensanchar la ruta nacional 22 pero no se descarta que los usuarios tengan que pagar peaje para movilizarse por esta vía de comunicación en el Valle.

«Si no puede el Estado nacional poner la plata de manera tal de que no exista el peaje -se estima que harán falta entre 75 y 80 millones de pesos- nosotros vamos a buscar a las empresas que por iniciativa privada estén dispuestas a hacer una inversión para que lo recuperen en el tiempo a través del sistema de peaje», anticipó Miguel Pedranti, titular de Viarse.

El funcionario confirmó que el proyecto que están elaborando los técnicos del organismo a su cargo ya está «bastante avanzado» y que será presentado en una audiencia pública en febrero o marzo, en algún lugar a definir en el Alto Valle.

Su intención es reunir a los intendentes y representantes institucionales de todas las ciudades valletanas a fin de «detallar en qué consiste el proyecto y analizarlo». Si cuentan con el consenso necesario, el estudio será elevado luego al gobierno nacional. Es allí donde se definirá el pago del peaje o no.

La posible ampliación de esta ruta en el Alto Valle generó rechazos del sector productor, sobre todo por la posible afectación de tierras bajo cultivo. Si bien hubo anuncios desde el gobierno provincial de que no se iban a realizar expropiaciones, el temor siguió latente al no tener detalles concretos del proyecto que se está elaborando.

Sin embargo Pedranti le confirmó a este diario que «no habrá expropiaciones». Dijo que sólo se plantea la construcción de una trocha más para cada lado de la actual vía, «sin perjudicar la zona de chacras». Además reveló que se proyecta construir derivadores de tránsito en los ingresos a cada localidad (como tiene Cipolletti en la entrada por Toschi) y hacer accesos posiblemente cada cinco kilómetros. «La idea es ordenar los accesos. Hoy son infinitos en función de las ganas que tenga la gente de entrar o de bajar en algún lado. Es solamente ordenarlo», explicó. También se prevé colocar una señalización distinta.

«Los técnicos están trabajando en el gabinete en este momento de manera tal de ir con ese proyecto a Nación y ver qué se quiere hacer, si lo licitarán ellos o nosotros», comentó Pedranti.

El pago del peaje también figuró en la lista de quejas cuando se comenzó a hablar de la ampliación de la ruta. Nadie quiere pagar un canon para movilizarse por esta vía de comunicación. Además se plantearon reparos por el posible daño ambiental que significaría una obra de esta naturaleza y los riesgos que representarían los nuevos accesos a las chacras.

Pedranti opinó que sólo es «una minoría» la que se opone a esta obra porque el grueso de los productores y vecinos valletanos son conscientes de que «hace falta una solución» para esta ruta. Además recordó que los intendentes firmaron todos (para permitir que se elaborara el proyecto) y que «coinciden en que tiene que haber un ensanchamiento y una mayor seguridad de la 22».

El trabajo que se dará a conocer en la audiencia pública estará acompañado por el estudio de impacto ambiental. «El peor impacto ambiental ocurre ahora porque circulan autos a 50 ó 60 km», consideró Pedranti. Dijo que dándole a la ruta mayores posibilidades de tránsito y teniendo la 65 repavimentada, «seguro que el impacto será negativo».

   

   


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios