Puerto Madryn en primavera

Llega la primavera y en la región de Puerto Madryn y Península Valdés la que florece es la fauna. Desde las ballenas hasta los pingüinos, que arriban en los primeros días de octubre, la temporada está en todo su esplendor.

Fauna en flor

Días más largos y más templados; más luminosidad para empezar las salidas bien temprano y prolongar las jornadas de exploración hasta tarde: cuando llega la primavera, que tiene como epicentro el fin de semana largo de octubre, toda la región de Madryn está engalanada y con la fauna ya completa. Esto convierte a la estación en una de las favoritas de los viajeros locales y sobre todo del turismo extranjero, que aprovecha para recorrer los apostaderos de fauna de la Península Valdés hasta Punta Tombo. Mientras tanto, la ciudad se prepara para el primer Taller de Avistaje de Ballenas, que se realizará en los primeros días de noviembre, con presencia de delegados de la Comisión Ballenera Internacional.

Madryn ¿qué hacer?

Lo primero es armarse un buen calendario para acceder a los sitios de avistaje de fauna, el principal atractivo de la región. Se puede empezar por Punta Loma, un apostadero permanente de lobos marinos a 14 kilómetros al sur del centro de Madryn. Allí mismo, un sendero permite descubrir la flora patagónica. Avanzando un poco más, Cerro Avanzado es un buen lugar para caminatas interpretativas, y también el lugar elegido para hacer paseos en kayak y en mountain-bike. Hacia el norte de la ciudad, en cambio, la gran atracción son los avistajes de costa desde El Doradillo, una playa cuya profundidad favorece la presencia de ballenas. El mejor horario es cuando hay marea alta, pero se ven durante todo el día y es una de las mejores formas de realizar el avistaje sin necesidad de embarcarse. Punta Loma y el Doradillo son excursiones de medio día; si se cuenta con vehículo propio y se pueden manejar los tiempos, se pueden conocer ambos sitios en una mañana o una tarde.

La península de los animales

Península Valdés parece una suerte de Arca de Noé de la Patagonia. Esta tierra llana y esteparia es el hábitat de maras, guanacos, ñandúes, mulitas y otras especies de fauna; sobre todo aves marinas que se divisan en las playas y costas. Pero la estrella son los mamíferos marinos: lobos, elefantes marinos y ballenas. Se ingresa a la Península por el Istmo Ameghino, donde se pueden ver al mismo tiempo el Golfo Nuevo y el Golfo San José: aquí hay que bajarse para conocer el Centro de Interpretación y luego ver las aves de la Isla de los Pájaros a través de poderosos catalejos. La siguiente parada, ya a 105 kilómetros de Puerto Madryn, es Puerto Pirámides, el único punto autorizado para realizar avistajes de ballena embarcados. De aquí parten las distintas embarcaciones, desde gomones hasta catamaranes, en busca de las famosas “colas” y saltos de los cetáceos, en plena temporada de apareamiento, cría y reproducción. El avistaje está garantizado, aunque -como se trata de fauna en su hábitat natural- siempre se respetan las ganas de las ballenas de interactuar o no con los visitantes. La salida dura alrededor de una hora y media, y hay una especial, llamada “sunset”, que permite disfrutar del espectáculo a la misma hora en que se pone el sol.

Luego hay que seguir la recorrida de la Península Valdés: Punta Delgada, con su vistoso faro (donde funciona un hotel de campo, buen lugar para alojarse o detenerse a comer) y el apostadero de elefantes marinos; Caleta Valdés, una franja de tierra de 30 kilómetros por donde se puede acceder a otros miradores sobre los elefantes marinos, y Punta Norte, apostadero reproductivo de lobos marinos y elefantes marinos. Aquí es donde hay más posibilidades de avistar alguna orca, que se acercan en busca de las crías de los lobos y elefantes durante la temporada de reproducción (entre octubre y abril). Partiendo bien temprano el circuito se puede realizar en el día, pero la Península Valdés ofrece la posibilidad de alojarse en algunas de las estancias de la zona, donde se invita al viajero a participar en las tareas de campo, asistir a demostraciones de esquila y realizar caminatas paleontológicas o safaris fotográficos personalizados en busca de fauna. Una de las ideales es San Lorenzo, en Punta Norte, ya que permite el acceso a una pingüinera dentro de su perímetro.

La fiesta de los pingüinos

A partir del 13 de septiembre ya puede visitarse la pingüinera de Punta Tombo –a unos 140 kilómetros de Puerto Madryn- que empieza a recibir a sus huéspedes. Decenas de miles de pingüinos de Magallanes brindan un espectáculo único, acercándose a pocos centímetros de los visitantes –aunque hay que tener precaución de no tocarlos- y contoneándose con gracia para sumergirse en mar abierto. Se ven sus nidos, donde incuban sus huevos, y a medida que avanza la temporada el nacimiento de los pichones y el cambio de plumaje, un espectáculo de naturaleza inolvidable.

¿Qué es lo que hay que tener en cuenta?

En cualquiera de los circuitos cercanos a Puerto Madryn, es preciso recordar que se trata de áreas protegidas y vulnerables. Por lo tanto, hay realizar el menor impacto posible sobre el ambiente, transitando sólo por los lugares autorizados y con las precauciones que impone conducir sobre caminos de ripio. Tener en cuenta que puede haber animales sueltos, que no se deben dejar desechos ni encender fuego, y que la tranquilidad y protección de la fauna es prioridad. Si se va a dar una vuelta completa a la Península en vehículo propio, abastecerse de combustible en Puerto Pirámides.

¿Y qué más se puede hacer?

Visitas el EcoCentro y el Museo Oceanográfico de Puerto Madryn, ambos muy cerca del centro de la ciudad. Paseos por Rawson y Playa Unión, con avistaje de toninas overas. Visitas a Gaiman y las capillas galesas, con el tradicional té galés. Paseos a Trelew, visitando el Museo Paleontológico y el histórico hotel-restaurante del Touring Club. Buceo en el Golfo Nuevo, bautismos y salidas para buzos certificados. Para los que quieran dar un paso más allá, buceo o snorkeling con lobos marinos.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora