Un punto y algo más

Boca y Vélez empataron 1-1 en un buen partido. El gol de visitante dejó mejor parado al equipo de Liniers.

El nuevo Boca de Alfio Basile se quedó masticando bronca en el debut por el empate en casa 1-1 ante Vélez, anoche por la fase preliminar de la Copa Sudamericana, que dejó mejor perfilado a los visitantes para la revancha.

El delantero Pablo Mouche abrió el marcador para Boca a los tres minutos del primer tiempo, pero un tanto en contra del defensor Gabriel Paletta a los 34 del complemento le dio el empate a Vélez en el estadio la Bombonera.

La revancha se jugará el 16 de septiembre en Vélez y el ganador se medirá ante el vencedor de la serie entre La Equidad de Colombia y Unión Española de Chile.

En el debut oficial del segundo ciclo de Basile, Boca mostró su mejor versión y puso contra las cuerdas en la primera parte ante el último campeón argentino. El Fortín recuperó la memoria en el complemento y forzó el gol que podría ser decisivo en el duelo de vuelta.

A los dos minutos el volante chileno Gary Medel -recién llegado a Boca procedente de la Universidad Católica- perdió la pelota en zona caliente. Maximiliano Moralez habilitó al uruguayo Hernán Rodrigo López, que frente a Roberto Abbondanzieri ejecutó apenas desviado.

Un minuto después, Vélez devolvió el favor que el local aprovechó. Boca salió con un largo pelotazo desde el fondo, que el defensor Nicolás Otamendi despejó a medias. Mouche se quedó con la pelota, pisó el área y definió cruzado.

El volante Sebastián Battaglia tuvo el segundo con un cabezazo que dio en el poste a los 15 minutos tras tiro de esquina. Y a los 20 fue el turno de Juan Román Riquelme, que recibió pase de Martín Palermo y ante la salida del guardameta visitante tocó de zurda, pero la pelota no entró por centímetros.

Con una actitud más agresiva, Vélez se adueñó del mediocampo, ayudado por un Boca con menos ritmo e impreciso. A los ocho minutos, Abbondanzieri se lució con espectacular atajada ante un cabezazo de Zapata, que se cobraría revancha más tarde, con la complicidad de Paletta.

El volante visitante cortó un avance de Boca y habilitó a Emiliano Papa, quien no pudo con el arquero. Zapata tomó el rebote y remató al arco, pero la pelota se desvió en Paletta y se fue al fondo.

Al final fue empate, porque Boca se cansó y especuló con la ventaja que tuvo, y también porque a que Vélez recién apareció en la última media hora de juego, sino la historia podría haber sido diferente.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios