Una ansiosa búsqueda para retirar dinero



contexto

ATENAS.- Los griegos se lanzaron ayer en una ansiosa búsqueda de cajeros automáticos para retirar dinero en efectivo ante la creciente incertidumbre, luego del anuncio por el primer ministro griego de que se decretó el cierre temporal de los bancos y el control de capitales. “No sabemos lo que pasa, es muy loco”, dijo una griega llamada Voula que recorría Atenas buscando cajeros automáticos con dinero disponible incluso antes de que se confirmara que el gobierno había decretado un cierre temporal de los bancos. En el centro de Atenas, al menos una docena de cajeros ya no funcionaba, lo que llevó a los residentes y a turistas a lanzarse en una frenética búsqueda de máquinas que todavía estuvieran habilitados. El rechazo del Eurogrupo de prolongar el programa de asistencia a Grecia más allá del 30 de junio “condujo al BCE a no aumentar la liquidez de los bancos griegos y obligó al Banco de Grecia a activar las medidas de cierre temporal de los bancos y la limitación de los retiros bancarios”, declaró Alexis Tsipras en la tevé. Tsipras también anunció ayer que volvió a pedir a la Unión Europea y el Banco Central Europeo (BCE) una extensión del programa de ayuda para el país, que le había sido rechazada el sábado. Las autoridades griegas habían convocado a una reunión del comité encargado de reaccionar ante las crisis financieras, después del fracaso de las negociaciones el sábado, que acercan la posibilidad de que Grecia caiga en default mañana. “Lo intenté en muchas máquinas, cinco, seis, ocho, diez, ni siquiera estoy segura”, se lamentaba mientras intentaba en otra. “Me siento muy ansiosa, muy enojada con el gobierno. Los odio. Han llevado a Grecia a una aventura muy peligrosa”, afirmó Voula. Después de que el primer ministro de izquierda radical, Alexis Tsipras, anunció un referendo sobre el proyecto de acuerdo de Grecia con sus acreedores y que estos dijeran que no prolongaban el programa de ayuda que le brindan, empezó la preocupación. (AFP)


Comentarios


Una ansiosa búsqueda para retirar dinero