Denuncian un caso de Grooming en Centenario

Una madre denunció que su hija adolescente fue acosada por teléfono por adultos que amenazaron con matar a sus padres si no se reunían con ella.

10 nov 2017 - 19:54
Comparte esta noticia

Una madre denunció un caso de acoso sexual bajo la modalidad denominada “Grooming” en la localidad de Centenario.

Graciela Buganem decidió hacer la denuncia en la comisaría y hacer público su testimonio porque considera que “hay gente en Centenario trabajando en esto”.

El hecho sucedió el pasado miércoles, cuando su hija de 13 años comenzó a recibir llamados telefónicos, que le exigían que baje una aplicación para ingresar a una sala de chat, y que si desistía del pedido matarían a sus padres.

Cuando ingresa a la aplicación comenzó a recibir mensajes de adultos con contenidos sexuales. Al desinstalar la app, las amenazas siguieron.

“A tal punto que la citan el día miércoles. Le dicen que ella se tienen que ir de la casa a un lugar en Centenario donde la van a estar esperando, porque si ella no iba a la cita nos iban a matar”, explicó la madre.

La adolescente asustada, decide acudir la reunión sin dar aviso a sus padres.

Graciela contó que su hija se dirigió al lugar de la cita en un descampado alejado de la localidad. Allí dos hombres se presentaron, de dieron cachetadas y le pidieron que regresara a las 9 de la noche. La adolescente logró escapar, y corrió hacia la casa de una amiga que quedaba a unas cuadras del lugar.

El subcomisario Pedro Huento, del departamento de seguridad personal informó que realizan los peritajes del teléfono para detectar con quién se comunicó”. Huento expresó que las víctimas de esta modalidad sufren permanentes mensajes extorsivos, y que “dudan mucho en contarles a los padres, porque la primera amenazan que utilizan es contarle a los padres”.

¿Qué es el Grooming?

Según la ONG Grooming Argentina, es el acoso sexual virtual a niños y adolescentes que consiste en acciones deliberadas por parte de un adulto de cara a establecer lazos de amistad con un niño. El adulto usa tácticas de seducción, provocación y envío de imágenes de contenido pornográfico para vulnerar la intimidad del chico. El victimario inicia el acoso y chantajea a la victima para lograr un encuentro físico para abusar sexualmente de él.

Recomendaciones

Huento especificó que “lo ideal es que los padres tengan conocimiento de las claves de los teléfonos de los hijos. Y que de vez en cuando puedan tener acceso y ver con quién está chateando o a quién aceptaron como amigo”.

También acentuó que hay que “tener en cuenta todo lo que sea chat en la computadora de los hijos. Hay muchos juegos que tienen la posibilidad de acceder a una sala de chat, que deviene en un contacto individual por Facebook”.

También se debe “estar al tanto y ver qué contenidos suben sus hijos a las redes sociales”.

Neuquén (AN)

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día” Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.