1983: año de gloria, la democracia argentina fue restablecida


Aires patagónicos. Corrían años de libertad y de participación. En el país se inició una etapa en la que el respeto a los derechos y libertades ciudadanas estarían garantizadas. La restauración de la democracia a partir de 1983 se produjo en una coyuntura compleja: los cambios que se daban en la economía en los países centrales afectarían al nuestro. “Esa transición política entre el autoritarismo a la democracia se llevó a cabo de manera simultánea con el pasaje de una economía dirigida a una de mercado” como establece Juan Suriano.

Fue una experiencia con características republicanas y pluralista. Un nuevo radicalismo se instalaba en la Argentina, el liderazgo alfonsinista unía democracia con derechos humanos. Ciudadanía motivada por la reivindicación del gobierno de la ley, por el retorno a un régimen democrático constitucional y por la paz ideológica. Se conformó el Movimiento de Renovación y Cambio liderado por Alfonsín, que debió enfrentar y rescatar las distintas tradiciones políticas. En Neuquén ganó, en su cuarto mandato, don Felipe Sapag, representante genuino del Movimiento Popular Neuquino. En Río Negro resultó electo el doctor Osvaldo Álvarez Guerrero, representante de la Unión Cívica Radical. Ambos mandatarios asistieron a las vivencias democráticas de sus provincias que estaban fragmentadas: el regreso era la reivindicación que convocaba a todos los ciudadanos.

Es así que se vivió la polarización entre radicales y peronistas: en el caso de Neuquén, el MPN. Se comenzaron a consolidar ideas, a armar alianzas. En Neuquén gobernaba la familia Sapag, dos de ellos marcaron su vida política: don Felipe como gobernador y don Elías como senador nacional. Es de destacar que, en esta etapa de retorno, se dio vida, entre tantos otros temas, al Plan Educativo Provincial (PEP). Su principal objetivo fue “contribuir a mejorar las condiciones de vida de toda la población, enfatizando en los sectores carenciados”. Se planteó democratizar la educación y se adoptó como modelo organizativo la “Nuclearización”. Para poner en marcha este sistema, don Felipe convocó al licenciado Rubén Maidana, artífice del modelo educativo. En la foto que acompaña el escrito vemos al presidente Alfonsin, a don Felipe y al Lic. Rubén Maidana.

Osvaldo Álvarez Guerrero, por su parte, fue presidente de la Convención Nacional de la UCR, dos veces Diputado Nacional. En junio de 1964 se trasladó a Viedma, Río Negro, y fue designado subsecretario de Asuntos Sociales en el Gobierno constitucional del radical Carlos Nielsen. En 1972 integró la junta de reorganización de la UCR en Río Negro. Fue uno de los fundadores del Movimiento Nacional de Renovación y Cambio, línea interna de la UCR que se constituyó bajo el liderazgo de Raúl Alfonsín y Conrado Storani en 1972.

En octubre de 1983, fue elegido gobernador de Río Negro. En 1989 fue vicepresidente primero del Comité Nacional de la UCR y en 1991 presidente de la Convención Nacional. Durante su gobernación uno de los proyectos del presidente Alfonsín fue el traslado de la Capital a la Patagonia. Creó por decreto el Entecap, ente destinado a financiar tremenda operación, pero no se logró la concreción del propósito. Mencionamos solo dos proyectos, uno de cada gobernador, para demostrar con esto la vigencia de la democracia, luego de años de autoritarismo. Quiero finalizar este homenaje a los cuarenta años de democracia con palabras de Hugo Quiroga “La reconstrucción de un régimen democrático es siempre una empresa colectiva, en la que deben converger -y este no es un dato menor para los argentinos- tanto la amplia mayoría de los ciudadanos como la totalidad de los partidos políticos”. El Presidente Raúl Alfonsín primer presidente de la transición democrática, puso su esfuerzo en recuperar el gobierno de la ley; tenía sus principios de raigambre yrigoyenista con una combinación socialdemocráta.

En estos cuarenta años de democracia, hemos aprendido que su fortalecimiento es la base para construir un futuro justo. Honremos este legado defendiéndola, en un compromiso que nos convoca a todos a preservar nuestros derechos, promover la inclusión y trabajar por un país donde la unión prevalezca para las generaciones que vienen.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios