La selva de la ONU

Armen Grigorian, DNI 18.848.405

(Representante del Centro Armenio en Rio Negro)
General Roca

Era habitual escuchar sonidos de las ametralladoras, también de los bombardeos y ni hablar de los aviones militares que volaban allá en el cielo… Era normal para mí generación jugar en las calles mientras a 100 metros velaban a un soldado caído. Habíamos perdido el miedo, perdimos el valor de la vida… nada del mundo nos podría asustar.
Pasaron varios años desde aquella época y veo con mucha preocupación los trágicos sucesos en Artsakh, un enclave armenio del territorio azerí (ex república turca de la URSS ).
Todos los años, los armenios de la diáspora conmemoran el genocidio del 1915. Más de 10 millones de armenios viven afuera de Armenia por la masacre que sufrieron sus antepasados.
Más de 100 años pedimos al mundo que reconozca el genocidio para que no suceda más esta barbarie, pero no hubo conciencia colectiva, el genocidio volvió a suceder.
Las imágenes son contundentes, con la diferencia que se aprecia por el paso del tiempo. Antes fueron matados con escopetas, hoy lo hacen con drones y artillería. Antes caminaban kilómetros para huir de las masacres, hoy lo hacen en autos y colectivos….
Lo que no cambió para nada- es la indiferencia del mundo, es la misma, sin alteraciones. Algunas declaraciones de repudio en la Asamblea de la ONU al bloqueo total y posterior masacre a los civiles, que fueron contrarrestadas por el cinismo azerí, que sigue comprando socios con su petróleo y gas. Ninguna sanción, ninguna medida que pueda frenar la matanza de los humanos…
Pueblos enteros son fusilados por la artillería pesada azerí, miles de personas huyeron ayer, hoy, también lo harán mañana y no estoy narrando sobre los hechos de 1915, pasó hace días en Artsakh, un pequeño lugar montañoso de la ex URSS.

Agradezco al gobierno argentino por fijar posición sobre estos hechos. EL Presidente de nuestro país fue contundente en la Asamblea de la Organización de las Naciones Unidas, respetando una de las pocas políticas del estado que tiene la Argentina, que tiene que ver con el reconocimiento del genocidio armenio.
Uno de los más conocidos representantes de la diáspora armenia Eduardo Eurnekian fue muy claro en el año 2020, cuando criticó el accionar de la ONU y puso en duda la eficacia de este organismo, que se creó después de la segunda guerra mundial ´para resolver los problemas entre los países con dialogo y nunca lo consiguió. Desde su creación hubo guerras en Vietnam, Afganistan, Irak, Kuwait, Kosovo, Ucrania, Armenia y en muchos otros países.
Tal vez sea necesario rediscutir el rol de la ONU y generar reglas más claras, que no tengan tantas interpretaciones posibles.
Hoy las reglas son de la selva, hoy gana el más salvaje.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios