Creen que Espeche dejó entrar a su asesino

Numerosos indicios surgen de la autopsia y las pericias. Ahora descartan el robo.

Archivo

ROCA (AR).- Las posibilidades de que Edmundo Espeche no haya estado solo en el departamento donde fue brutalmente asesinado se incrementan a medida que avanza la investigación. Con testimonios y pericias se intenta determinar las circunstancias en las que fue ultimado el exintendente de Belisle, quien residía en un edificio céntrico de Roca.

Tras la autopsia realizada ayer en la morgue del Poder Judicial se estableció que el hombre de 87 años fue sometido a una verdadera tortura, ya que primero podrían haber rociado su rostro con gas pimienta y luego le aplicaron no menos de 15 puñaladas y cortes en distintas partes del cuerpo.

Una de esas heridas resultó fatal, ya que le cruzó una arteria coronaria y le provocó el deceso en cuestión de minutos.

Hay dos datos que incrementan las sospechas de que la víctima habría estado con otra persona en el departamento C del edificio ubicado en calle Villegas 465. Uno es el testimonio de una vecina que indicó que Espeche habría sido visto en compañía de una joven mujer en los días previos al asesinato, a altas horas de la noche.

La segunda cuestión es que existen indicios concretos de que esa misma persona podría haber estado en la habitación en los momentos previos a que se concrete el asesinato de Espeche, quien fue hallado por su nieta el miércoles al mediodía, en ropa interior y bañado en sangre.

Tras las pericias, los investigadores lograron levantar un importante número de huellas dactilares en el departamento, que presentaba rastros de sangre por todos lados. Algunos ya fueron cotejados y pertenecen a sus propios familiares pero hay otros que todavía son materia de análisis.

Sin embargo el hallazgo más importante surgió de un rastro de calzado que quedó plasmado sobre uno de los charcos de sangre. Si se tiene en cuenta que ninguna de las habitaciones ni la puerta de acceso fueron violentadas, los investigadores concluyen que la persona que asesinó al anciano pudo haber ingresado al departamento con el consentimiento de la víctima.

Por ahora nadie habla de un cómplice, ya que a esta altura de los hallazgos calculan que el asesino pudo haber sido uno solo.

Los efectivos policiales secuestraron también en el interior de la vivienda una agenda con varios número telefónicos, a la espera de encontrar en ella alguna otra pista para esclarecer el hecho.

Estremecedor

Los datos más estremecedores surgieron de la autopsia. Por un lado se confirmó que Espeche no había recibido golpes, pero los forenses lograron determinar que sobre le rostro de la víctima había “un extraño líquido de color naranja”, que podría ser compatible con la sustancia que lanza el llamado gas pimienta.

De confirmarse, los investigadores estiman que el hombre pudo haber sido paralizado ya en su cama y a partir de allí le comenzaron a aplicar los puntazos y cortes en la zona abdominal y en el cuello.

Puntualmente la herida que recibió en el pecho resultó mortal, ya que le atravesó una arteria y eso le provocó la muerte instantes después. El dato llamativo es que la víctima no presentaba cortes en los brazos. Esto indica que en ningún momento se resistió al ataque.

El hombre también presentaba un corte en el cuello y otro en una oreja. “Le fueron aplicando cortes como para que dijera o reconociera algo”, dedujo una fuente judicial, que confirmó que la muerte de Espeche se podría haberse producido entre la noche del martes y la madrugada o mañana del miércoles.

Anoche, fuentes judiciales y policiales prácticamente habían descartado la primera hipótesis, que indicaba que el móvil había sido un robo. Es que tras un relevamiento realizado por sus propios familiares en la casa se determinó que no faltaba absolutamente nada. El dinero que se creyó que había sido robado fue hallado luego en otra de las habitaciones.

Hasta ayer el arma utilizada no había sido encontrada y por los rastros que dejó el asesino se calcula que antes del dejar el departamento podría haberse lavado las manos en el baño, ya que allí también se hallaron manchas de sangre.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora