DeLillo cuenta su mundo en “El ángel esmeralda”



#

En “El ángel esmeralda”, el novelista estadounidense Don DeLillo reúne cuentos publicados entre 1979 y 2011, un libro que estará en las librerías argentinas, en los primeros días de octubre. El libro, cuya edición en castellano será publicado por la casa Seix Barral, reúne nueve piezas de las cerca de la veintena que publicó el autor de “Libra”, un novelista de precisión quirúrgica y tramas complejas y múltiples, tildado de “posmoderno”. Según los compiladores del volumen, los relatos operan como una introducción al universo DeLillo, un autor de lectura ardua, una suerte de Thomas Pynchon atravesado por William Faulkner en un mundo posapocalíptico. Sin embargo, este hombre que no da demasiadas entrevistas, apasionado por la ciencia en su vertiente estática y la aleación que puede producir con una imaginación desbordada y conspirativa, clásica de los narradores norteamericanos de alto calado, ha dicho más de una vez que se siente más cerca de Ernst Hemingway que de William Shakespeare. DeLillo, como Balzac, es un trabajador del lenguaje: lo suyo no es la racha de inspiración ni la literatura de fin de semana sino una lucha contra la opacidad, no para ganar claridad sino para la producción de un extrañamiento que el escritor es el que siente en el universo (de discurso). Es cierto que como piensan sus colegas británicos Martin Amis y John Banville, su literatura está más cerca de la poesía que de la prosa y en sus últimos trabajos (”Body Art” y “Punto Omega”), esa intuición es notoriamente precisa. DeLillo nació en el Bronx hace 74 años en el seno de una familia italiana; ha sido un gran lector de la obra de James Joyce, pero no de su zona de neologismos, quizá como homenaje a su educación, que como la del irlandés, tuvo lugar en un colegio jesuita. (Télam)

El nuevo libro del escritor llegará en octubre al país.


Comentarios


DeLillo cuenta su mundo en “El ángel esmeralda”