El miércoles definirían el caso del menor en Zapala

Nueve testigos declararon ante el tribunal en la causa por el crimen del taxista César Morales.

ZAPALA (AZ).-El juez Hector Trova definirá, a más tardar el miércoles, la situación del menor acusado de asesinar al taxista César Morales en esta ciudad. Con la finalización de los alegatos, producida ayer por la tarde, concluyó la primera etapa del juicio destinado a determinar la responsabilidad del joven en el sangriento episodio que se produjo en diciembre pasado.

Al igual que en la jornada desarrollada el miércoles, gran cantidad de taxistas y familiares del joven muerto estuvieron en las inmediaciones del tribunal sobre calle Zeballos. El miércoles la policía detuvo con sevillanas en su poder a dos menores, amigos del detenido, que merodeaban por el juzgado y fueron restituidos a sus padres.

Las dos jornadas incluyeron el desfile de nueve testigos y dos peritos psicológos y psiquiátricos.

Se estima que el juez Trova definirá la situación procesal del detenido el miércoles cuando expire el plazo que otorga la flamante ley 2302 de menores.

Para entonces el magistrado deberá resolver, a partir de un fallo no condenatorio, si el joven sigue internado en el hogar Suyai de la capital neuquina o es liberado de culpa y cargo.

Si se da la primera sentencia, cuando cumpla 18 años podrá ser enjuiciado junto a su cómplice Carlos Alberto Currumil, quien permanece alojado en una dependencia de seguridad de esta ciudad y no prestó declaración en este juicio, pese a aportar datos clave en la etapa de instrucción, por estar imputado en la causa.

Al igual que en jornadas anteriores la familia Morales estuvo presente en la extensa jornada que se inició pasado el mediodía.

Una vez más los taxistas estuvieron recorriendo las adyacencias del tribunal y haciendo sonar las bocinas de sus vehículos.

Tensa situación

Al término de la audiencia se produjo una situación tensa debido a que gran cantidad de personas se agrupó, sin generar incidentes ni provocaciones, en torno de la salida del juzgado en los momentos previos al traslado del menor. Este hecho motivó que, luego de varias deliberaciones, se resolviera postergar por algunas horas el viaje hacia la capital neuquina.

El miércoles, durante las últimas horas del debate, se produjo un incidente cuando el personal policial de custodia detuvo a dos menores que portaban armas blancas en cercanías del tribunal. Los jóvenes eran amigos del detenido y, luego de ser identificados, recuperaron la libertad al ser entregados a sus progenitores.

Ayer una de las protagonistas de la tarde fue una amiga del menor acusado, que luego de prestar declaración ante el tribunal presidido por el juez Trova abandonó el recinto con lágrimas en los ojos acompañada por su madre. Al parecer el imputado le habría reconocido a la adolescente su autoría en el hecho pocas horas después de cometer el crimen.

Uno de los elementos que se analizó ayer fue la aparición del revólver de calibre 22 que el menor habría utilizado para ultimar a César Morales. En ese sentido los investigadores sostuvieron que el arma fue entregada por el propio menor en uno de los allanamientos que se efectuó en su domicilio.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios