En las mejores "patas": los animales que ayudan

En Neuquén funciona un taller de terapia asistida con perros. Dos psicólogas y una musicoterapeuta organizaron el centro en el que niños y adolescentes comparten actividades con mascotas.



Un equipo de profesionales formado hace 6 años brinda atención a usuarios con Terapia Asistida con perros.

Integrado por la Licenciada en Psicología Fabiana A. Del Col, la Licenciada en Musicoterapia Belén Kinan y la Psicóloga Florencia Reuss, de Neuquén, Huellitas es un emprendimiento grupal, en el que participan 1 o 2 perros, dependiendo la actividad planificada para ese día. Al espacio, “asisten niños con y sin diagnóstico. De los que presentan diagnósticos, hay niños con autismo, problemas de conducta, dificultades de aprendizaje, de comunicación, epilepsia. Concurren a partir de la edad de 2 años hasta adolescentes”, cuenta Fabiana Del Col.

Ella es Olga.


“La terapia asistida con perros es como cualquier otro tipo de terapia, solo que la herramienta fundamental es la inclusión del perro y siempre tienen que estar dada bajo un profesional de la salud”, explica Belén Kinan.

Generalmente, los pacientes que asisten también tienen otros tipos de terapias, comenta la psicóloga.

Molly y Vitto, dos de los súpercanes.


El animal debe tener un entrenamiento específico para terapia y cumplir con ciertos requisitos y controles exhaustivos que son diferentes a lo de una mascota común.“Hay que hacerles controles periódicos veterinarios, el trabajo con seguimiento de zoonosis, vacunas y habilitación sanitaria”, enumera la psicóloga.

Luego de una evaluación del paciente, para ver si es criterioso comenzar la terapia asistida, se delinea un plan de tratamiento. Los perros intervienen en todas las actividades. “Son motivadores para que los chicos puedan realizar las actividades, porque no es lo mismo que el usuario realice la acción solo con el terapeuta, a que primero el perro haga un modelado indicando el objetivo”, comenta Kinan.

A Sasha le gustan los disfraces.


Y en algunas ocasiones participa Amanda , una coneja de orejas caídas Holland Lop, para determinadas actividades. Amanda está desde 2017 e interviene en ciertas actividades sensoriales, sensopercepción, y relajación.

La coneja Amanda en plena tarea de asistencia.

Actividades perrunas


* Los perros saben saltar, subir y bajar escaleras, rampas, pasar por túneles, abrir y cerrar cajones, puertas, latas, buscar objetos.

* Asisten y cooperan en el trabajo de las emociones, contenidos pedagógicos y actividades de la vida diaria.

* Además realizan juegos, trucos, circuitos y también utilizan petos.

El es Milo, otro de los ayudantes.

Comentarios


En las mejores "patas": los animales que ayudan