ENTRETELONES: «Tanto peronismo no me ayuda»

BUENOS AIRES (ABA).- Diferencias «profundas» en materia de seguridad y economía, apetencias personales hacia 2011y la integración de las listas en la provincia de Buenos Aires, con fuerte incidencia peronista y sindical, abrieron ayer una fuerte grieta entre el jefe de gobierno porteño Mauricio Macri y sus aliados bonaerenses Felipe Solá y Francisco de Narváez.

«No te pases de rosca. La mayoría de los peronistas se los va a llevar (Néstor) Kirchner. Nosotros debemos ir detrás de ese electorado, pero presentar una oferta más abierta y plural», le dijo anoche por teléfono Macri al diputado De Narváez, luego del encuentro tripartito con Solá, a quien el intendente, molesto, prefirió evitar ayer al no asistir al encuentro y mandar a un enviado.

En el PRO fue la vicejefa Gabriela Michetti – quien finalmente se presentará como candidata a diputada en defensa de la autonomía de la ciudad porteña -, la que puso el «grito en el cielo», cuando se enteró que el tercer lugar en la lista bonaerense le había sido asignado a Claudia Rucci, hija del sindicalista José Ignacio, asesinado en 1973, y protegida del titular de las 62 Organizaciones, Gerónimo Venegas.

«Tanto peronismo no me ayuda en mi imagen», protestó Michetti y sus palabras fueron atendidas por Macri, disgustado porque sus socios no lo invitaron al acto de presentación de Claudia Rucci.

«Tampoco nos consultan para el armado de las listas y ponen al tren fantasma del duhaldismo», se quejaron a coro Michetti y Macri.

Solá le dijo a De Narváez que el PRO debería estar agradecido de haber sido marginado de esa decisión e, irónicamente, manifestó que «hay terror porteño hacia el PJ de Buenos Aires. Hay miedo a lo popular». Solá le reprocha a Macri, con el que no coincide en materia de política económica, preservarse en demasía en función de sus aspiraciones presidenciales. En cambio, sigue coordinando la campaña con De Narváez, con quien no compite, pues la pretensión de éste es ser candidato a gobernador en 2011.

El pronóstico de la alianza tripartita es incierto. Ayer, Mauricio y Gabriela se preguntaron qué ganancia obtendrán de seguir con Solá y De Narváez. En tal sentido, evaluaron armar una boleta propia que estaría encabezada por Jorge Macri, el primo del intendente, y luego convocar a un espectro amplio de representantes, no exclusivamente peronistas.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora