Italia rompió el maleficio en el Luna Park

Perdió con Newell"s, que con más puntería podría haber ganado por goleada. El equipo de Bianchi jugó tan mal que no generó ninguna situación de peligro.

El seleccionado argentino de vóleibol no pudo repetir un triunfo frente al campeón mundial Italia, y cedió por 3 a 1 en un encuentro por la segunda fecha de la Liga Mundial que se disputó en el Luna Park ante 7.000 espectadores.

Italia, que nunca había logrado ganarle a la Argentina en el Luna Park, rompió su mala racha y derrotó al local, que no contó con la presencia de Marcos Milinkovic, la figura en la victoria del viernes donde Argentina ganó por 3 a 1. El equipo italiano, después de perder en el primer set, sacó a relucir su calidad y se impuso con parciales de 23-25, 25-23, 25-20 y 25-17.

Italia ganó el partido porque logró recuperar su calidad en el ataque, donde se destacó la figura del receptor Samuele Papi. Después de empezar mal el primer set, el visitante fue creciendo en su juego, ante un equipo argentino que demostró extrañar a Milinkovic, quien no formó parte del equipo debido a una tendinitis en la rodilla derecha.

El inicio del partido pareció ser una continuación del juego de la víspera con un equipo argentino motivado y concentrado, y frente a un equipo italiano que cometió los mismos errores en el servicio. Pero luego el trámite se revirtió e Italia demostró por que es el triple campeón mundial y el defensor del título.

Pese a los cambios que produjo el técnico italiano en la formación inicial con los ingresos de Bovolenta y Vermiglio en lugar de Gravina y Meoni, el equipo continuó cometiendo errores sobre todo en el servicio.

Argentina jugó con comodidad y tranquilidad, basado en una defensa acertada y en un eficiente ataque de Hugo Conte con cinco puntos. Javier Weber volvió a destacarse en el armado y dejó en buena posición para el ataque al equipo. Así ganó en el primer set por 25-23.

En el segundo set, Argentina perdió efectividad en el ataque y en el bloqueo, comenzó a cometer errores en estas vías, y permitió que el conjunto italiano, sin hacer demasiado, lograra recuperarse sobre todo en el ataque.

Pese a que en la fase final del set, el conjunto albiceleste logró aminorar los errores y llegó a ponerse arriba por primera vez en el set (21-20), no pudo evitar que el parcial se le escapara, e Italia llegó al empate, al ganar el parcial por un ajustado 25-23.

Italia continuó su recuperación con el ingreso del armador Meoni, lo que dejó mejor parado a su equipo en el ataque, vía por la que Papi fue imparable. Pese a una tibia recuperación del local, Italia volvió a escaparse luego y cerró el parcial por 25-20.

En el último set, Italia comenzó con un dominio arrollador, se colocó arriba por 9 a 1, una diferencia que demostró los ánimos en cada equipo. El visitante jugó con tranquilidad y aprovechó los errores del equipo argentino. Italia extendió su dominio a lo largo del set, en el cual Argentina no encontró la recuperación, y el visitante después de tener tres match ball a su favor, definió el juego por un contundente 25-17.

Argentina volverá a jugar el sábado y domingo próximos cuando, por la tercera fecha de la Liga Mundial, reciba a Yugoslavia en dos encuentros que se jugarán en Rosario y Santa Fe, respectivamente.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios