La «crisis de la tortilla» complica a Calderón

MEXICO (AFP) – Decenas de miles de trabajadores, campesinos y activistas de izquierda se manifestaron el miércoles en la capital mexicana contra el alza de alimentos básicos, en desafío a la política de mercado del gobierno conservador de Felipe Calderón al cumplir apenas dos meses de gestión.

El ministro de Trabajo de México, Javier Lozano, rechazó ayer la demanda de aumento salarial de emergencia enarbolada ayer en una «megamarcha» opositora y sindical de protesta por la ola de subas en los precios desatada al comenzar el año. «Aumentar el salario de manera indiscriminada podría ser riesgoso para la economía del país», dijo Lozano

En el Zócalo, la plaza central de la capital mexicana, los organizadores de la protesta reclamaron ante una multitudinaria asistencia un «aumento salarial de emergencia y frenar el aumento de precios de la canasta básica».

La declaración única exigió además la «revisión del capítulo agropecuario del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN, México, Estados Unidos y Canadá) en lo que se refiere al maíz (base de la popular tortilla) y al frijol», que serán liberalizados en 2008.

La movilización se convirtió en la primera prueba en las calles para Calderón desde que asumió el gobierno el 1 de diciembre, en protesta por el alza de entre el 40 y el 100% en los precios de alimentos básicos como la tortilla de maíz, el principal en la dieta de los mexicanos, lo que disparó los precios de otros productos. «Sin maíz no hay país» o «En defensa de la soberanía alimentaria, del empleo y del salario», señalaban algunas de las pancartas de los manifestantes.

Ante los fuertes aumentos del precio de la tortilla, el 'pan' de los mexicanos, el gobierno dispuso estabilizar el precio del producto a través de un acuerdo con la cadena de comercialización, pero a niveles que confirman gran parte de los aumentos aplicados desde los últimos meses de 2006. Los hogares más pobres sufrieron además el impacto por el aumento del precio de la leche subvencionada, mientras la nueva administración otorgó un ínfimo incremento al salario mínimo del 3,9% de los 47,60 pesos (4,3 dólares) diarios a los 50,57 pesos (4,6 dólares). La pobreza en México afecta a la mitad de los 103 millones habitantes, pese al crecimiento económico de 4,8% en 2006 según cifras oficiales.

La crisis sirvió también para que el presidente venezolano Hugo Chávez fustigara a Calderón que en Davos había criticado al gobierno de Chávez como «del pasado». «Nosotros sí tenemos razones para decir que nuestro proceso económico está dando resultados», dijo Chávez. «Vayan a ver la pobreza en México como ha crecido . Ejemplificó señalando «La tortilla en México se ha incrementado mucho el precio ¿por qué?» «El maíz se va a los Estados Unidos pero no para que coman allá los seres humanos (sino) para que coman los vehículos porque ese maíz lo están transformando en combustible para vehículos».


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios