La primera con Mercedes

Hamilton llevó a la victoria a su veloz Flecha de Plata en Hungría. Segundo Raikkonen y tercero Vettel.

El británico Lewis Hamilton hizo historia en el circuito de Hungaroring, porque logró ayer en el Gran Premio de Hungría su primera victoria manejando un Mercedes en la Fórmula 1. Hamilton fue escoltado por el finlandés Kimi Raikkonen, con Lotus, y el alemán Sebastian Vettel, quien con su Red Bull se afianzó como líder del Mundial. El español Fernando Alonso fue quinto con su Ferrari y cedió la segundo lugar del Mundial ante Raikkonen. Disputadas diez de las 19 pruebas del certamen, Vettel sigue dominando con 172 puntos, aventajando a Raikkonen por 38 y a Alonso por 39. La gran figura fue Hamilton, quien demostró otra vez que el Hungaroring es su circuito talismán y con su cuarto triunfo igualó el récord en Budapest del alemán Michael Schumacher. La victoria fue un bálsamo para su angustia de las pasadas semanas. Desde la separación de su novia, la estrella del pop Nicole Scherzinger, el piloto de Mercedes hizo públicas sus penas de amor. Pero sobre el asfalto, Hamilton convirtió la frustración en velocidad. También fue sorprendente la fortaleza de su “flecha de plata”. Hasta ahora, Mercedes siempre había sufrido mucho con la degradación de los neumáticos en condiciones de calor en largas distancias. El equipo alemán fue el único que no pudo probar antes las gomas que Pirelli llevó a Hungría a causa de la prohibición que se le impuso de participar en los tests en Silverstone. El segundo Mercedes, el del alemán Nico Rosberg, no pudo terminar la prueba, pero no fueron las gomas las que se lo impidieron, sino una falla de motor en la vuelta 65. Vettel no pudo superar al británico en la largada. La estrella de Red Bull tuvo que defenderse con fuerza en la primera curva de los ataques del francés Romain Grosjean. Alonso había advertido de que la prueba sería complicada si no lograba avanzar en la primera curva. No lo hizo y terminó como largó, en el quinto lugar. Hamilton defendió el liderazgo durante nueve vueltas ante Vettel, que por su parte seguía teniendo a Grosjean al acecho. Después de que el trío entrara por primera vez a cambiar neumáticos, el Red Bull de Mark Webber, cuarto, pasó a liderar la prueba. El australiano había partido décimo e hizo 23 giros antes de entrar en boxes. La estrategia de Jenson Button con su McLaren parecía similar. Se metió tercero entre Hamilton y Vettel y se bancó al tricampeón, quien era más rápido. Vettel perdió tiempo con Hamilton y se vio presionado por Grosjean. El auto del tricampeón mundial empezó a calentar más de lo normal y tuvo que levantar el pie del acelerador. Sólo en la vuelta 24 pudo deshacerse de Button, pero la distancia con Hamilton, que entonces ya lideraba de nuevo, se había ampliado a los 13 segundos. Hasta el final no hubo más cambios.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios