“Le pusimos tres defensores y nadie pudo detenerlo”

Lo dijo Van Gundy después de los 43 puntos de Ginóbili.

“Le pusimos tres defensores diferentes a seguirlo pero nadie pudo detenerlo”. Más clarito, echale agua. Stan Van Gundy, DT de Orlando, graficó como fue la noche de Emanuel Ginóbili en el 112-100 logrado por los Spurs. Manu terminó con ¡43 puntos! en la que fue su mejor marca de la temporada y quedó a 5 de su registro top, logrado ante Phoenix, hace poco más de cinco años. El escolta jugó 35m25s y completó su planilla con 10-19 en dobles, 3-6 en triples y 14-17 en libres, 2 rebotes, 9 asistencias y 1 robo. Con los 43, el bahiense volvió a “cantar las 40”, algo que no sucedía desde el 21 de febrero de 2008, cuando le convirtió 40 a los Timberwolves. Los Spurs, que están a un paso de play offs con 46-29, tuvieron como segundo anotador a Tim Duncan (23), mientras que en los Magic (53-23), Rashard Lewis y Mickael Pietrus hicieron 18. Con siete partidos por jugar en la fase regular, San Antonio tiene una ventaja de siete puntos sobre Memphis y por eso una “catástrofe” lo dejaría afuera de la postemporada. “No podíamos a derrotar a nadie de los buenos en los primeros 40 o 50 partidos. Pero empezamos a hacerlo y es mejor tarde que nunca”. dijo Ginóbili después de la victoria. Dwight Howard, el jugador top de Orlando, logró 10 puntos y 6 rebotes, con apenas 2-11 en libres, y salió por faltas cuando quedaban 3:06 minutos. No fue casualidad que su última infracción fue contra Ginóbili, quien se paró en la línea y convirtió dos de sus 14 tiros libres exitosos. Cuando el argentino convirtió sus últimos dos tiros de falta con 49,7 segundos en el reloj, la multitud comenzó a ovacionarlo cantando: “MVP” (jugador más valioso). Sin dudas, lo ha sido para los Spurs, que ya flaqueaban cuando Tony Parker se fracturó la mano derecha el 6 de marzo. Desde entonces, Manu se echó al equipo al hombro para lograr un 10-5 desde que no juega el base titular. Con partidos como estos, está claro que los texanos se lo van a asegurar por varias temporadas más, cuando tenga el cartel de “agente libre”, al final del torneo. La espectacular faena de Ginóbili no puede eclipsar el gran partido de Luis Scola, quien sumó 27 puntos en la victoria de Houston (38-37) ante Boston (47-28), por 119-114, en tiempo extra tras empatar en 99. Luifa jugó 50 minutos y también registró 11-22 en dobles y 5-6 en libres, con 11 rebotes, 4 asistencias y 1 robo. Los Rockets ya no tienen chances de clasificar para los play offs.

básquet


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora