Más de 130 causas involucran a policías rionegrinos

Son las denuncias por apremios y vejámenes registrados durante los últimos seis años.



#

Los incidentes ocurridos en Bariloche tras la muerte de Diego Bonefoi involucraron a miembros del grupo BORA.

VIEDMA (AV)- Más de 130 casos de apremios ilegales y vejámenes contabilizó la justicia de Río Negro en un informe elaborado sobre los últimos seis años. La mayoría de los trámites se encuentran sin sentencia y algunos terminaron en sobreseimientos de empleados policiales. Una de las pocas excepciones fue la condena a 20 años a un cabo por el asesinato del joven Diego Bonefoi en Bariloche.

La información sobre actuaciones judiciales -con un centenar de páginas- se logró merced a un pedido de informes impulsado por miembros de la Comisión Legislativa de Derechos Humanos. Los parlamentarios Beatriz Contreras y Facundo López (Encuentro), Silvia Horne, Pedro Pesatti, Renzo Tamburrini y Ademar Rodríguez (PJ) e Irma Haneck y Manuel Vázquez (Sur) solicitaron al Superior Tribunal de Justicia que sean revelados los datos buscando un esclarecimiento histórico. Pidieron saber si entre los responsables de conductas violentas está involucrado personal de la Brigada de Operaciones, Rescate y Antitumulto (BORA).

La documentación jurídica se engrosa a partir de investigaciones tribunalicias realizadas en Bariloche desde 2005 en adelante. El juez Ricardo Calcagno dijo tener en su haber 103 expedientes durante ese lapso. El informe del magistrado aclara que los archivos informáticos no permiten determinar dónde se encuentran destinados los empleados policiales -si pertenecen o no al BORA- denunciados por vejaciones, sin perjuicio de lo cual dio cuenta del listado de sumarios tramitados por el delito referenciado.

El juez Martín Lozada enumeró tres pleitos. El registro no incluye con precisión los pormenores relacionados con el asesinato de Bonefoi, ya que la Cámara Primera de Bariloche condenó al uniformado Sergio Colombil en junio pasado. El resumen tribunalicio fue cerrado a mayo pasado.

En cuanto a las muertes de Nicolás Carrasco y Sergio Cárdenas, que siguieron a la de Bonefoi, se indica que las actuaciones “se encuentran en pleno trámite instructorio con recepción de declaraciones testimoniales, solicitudes de informes, pericias balísticas e intervención de equipo técnico a modo de consultor de la fiscalía, dirigido por el doctor en Física Rodolfo Pregliasco”.

En la II Circunscripción, con asiento en Roca, apareció una veintena de investigaciones primarias. En el área de Cipolletti se revelaron cuatro sumarios y en Viedma tres. En el listado tampoco se hace referencia al fallecimiento del joven Guillermo Trafiñanco ocurrido el 23 de octubre del año pasado en esta capital y por el que está imputado el policía Silvano Meza.

Los expedientes incluyen identificaciones de víctimas como también el nombre y apellido de determinados acusados y sus rangos. A modo de cita, un oficial y un agente del BORA han sido mencionados en más de un incidente judicial en el Alto Valle.

La documentación, que incluye una denuncia ante la Fiscalía General por parte de la directora de Derechos Humanos, Gladys Cofré, pondera las circunstancias que envolvieron algunos hechos de agresiones, como cuando diez internos de la Unidad de Ejecución Penal II de Roca declararon que el 13 de setiembre de 2007 fueron sometidos a malos tratos y torturas por personal que actuó con su rostro cubierto. Ese establecimiento es la ex alcaidía de la ciudad.

En el mismo contexto del asesinato de Bonefoi, se tomó la denuncia de otro joven -supuestamente con familiares en la fuerza- que resultó gravemente herido y con una fractura de codo, luego de una paliza en la Comisaría 2º de la ciudad lacustre. Dijo haber escuchado a los efectivos que “se les había ido la mano” y que “debían deshacerse de él” pese a su vinculación con la repartición.

Archivo


Comentarios


Más de 130 causas involucran a policías rionegrinos