Multan a banco italiano por los bonos argentinos

Fue condenado por venderlos sin haberles informado a los ahorristas de los altos riesgos que corrían.

ROMA.- La Justicia italiana ordenó al Deutsche Bank indemnizar por 152 mil euros a una pareja de jubilados que había comprado bonos argentinos sin ser advertida del alto riesgo que implicaba la operación, y respaldó así las críticas argentinas a las entidades de ese país, que rechaza el gobierno de Silvio Berlusconi.

Con esta medida judicial, conocida ayer, el sistema bancario italiano sufrió un nuevo revés en medio del proceso de la reestructuración de la deuda que encara la Argentina, mientras el secretario de Finanzas, Guillermo Nielsen, presenta en la plaza más conflictiva, la oferta para canjear los bonos en default.

El fallo subrayó que el banco «no había informado» a los jubilados del «alto riesgo de la operación» -realizada en 1998 por el monto total de la indemnización que cobran los italianos al retirarse- y descartó el argumento de la casa crediticia, que había asegurado que se trataba de «inversores habituales del mercado de bolsa».

El embajador argentino en ese país, Victorio Taccetti, afirmó que la decisión del tribunal de Venecia «marca una tendencia que va a avanzar» y precisó que «es el sexto fallo (de este tipo) en cuatro meses».

La condena contra el Deutsche Bank se conoció mientras Nielsen continuaba ayer con la presentación técnica de la oferta argentina en las ciudades de Milán y Verona, en su tercer día en Italia.

El presidente del Comité de Bonistas Italianos, Mauro Sandri, puntualizó que la agrupación tiene «1.500 casos» en los que se demuestra que los bancos no advirtieron a los inversores del riesgo que implicaba tomar bonos de la deuda argentina.

«Nosotros estamos e lucha contra los bancos», dijo Sandri, y enfatizó que «el sistema bancario tiene un fuerte vicio de credibilidad».

La metodología de los bancos había sido cuestionada también por la Comisión de Valores de Italia (CONSOB), que analizó 404 denuncias y llegó a la conclusión de que los bancos italianos no advirtieron a los inversores del riesgo que corrían.

Según consideró la CONSOB, era necesario aclarar la magnitud del riesgo de tomar títulos que rendían el 11 ó 12 por ciento de interés anual, frente al magro 2 por ciento que pagaba un bono de la deuda italiana.

«Desde la publicación de la oferta del canje de deuda se reanudó un debate que se había dado hace cuatro años. Algunos se encolumnan detrás de Nicola Stock, que responde a los bancos; pero otros aconsejan no aceptar el canje e ir contra los bancos», indicó Taccetti. El embajador afirmó que entre los ahorristas italianos «hay muchos que conocen la situación macroeconómica de la Argentina y reconocen que la oferta es la máxima que se puede hacer» y agregó que «muchos inversores no se sienten protegidos por los bancos ni por el gobierno de Berlusconi».

(AFP y Télam)

Nota asociada: El rechazo se hace más ostensible en Europa Inversionistas en sala de espera

Nota asociada: El rechazo se hace más ostensible en Europa Inversionistas en sala de espera


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora