Ómicron: Oxford aseguró que «rápidamente» puede actualizar su vacuna AstraZeneca

Un portavoz de la institución aseguró que de ser necesario modificarla, disponen de las herramientas y los procesos. "Los datos disponibles (...) son limitados", aclaró.

La británica Universidad de Oxford afirmó hoy que puede actualizar «rápidamente si fuera necesario» la vacuna que desarrolló conjuntamente con el laboratorio AstraZeneca contra el coronavirus, en medio de la creciente preocupación por la nueva variante Ómicron.

Los académicos de la universidad, pionera en el desarrollo de la vacuna, afirmaron que, si fuera necesario modificar el fármaco, se dispondría de las «herramientas y procesos necesarios».

Sin embargo, en comunicado, la Universidad destacó que la vacuna seguía proporcionando altos niveles de protección a pesar de la aparición de otras nuevas variantes, incluida la Delta.

«Debido al descubrimiento muy reciente de la nueva cepa B.1.1.529 (Ómicron) de coronavirus, los datos disponibles en este momento son limitados», dijo un portavoz de la Universidad de Oxford.

La nueva variante preocupa a los científicos porque podría propagarse más fácilmente y podría evadir la protección de las vacunas disponibles.

El Reino Unido ya detectó 14 casos de la variante Ómicron, incluidos nueve en Escocia, algunos de los cuales no tienen vínculos con viajes, lo que hace temer a las autoridades de que la mutación ya circule de manera comunitaria.

Reino Unido impuso nuevamente restricciones como el uso de barbijos obligatorios nuevamente en transporte público y tiendas, PCR para las persona que arriben al Reino Unido y cuarentena en hoteles a un costo de 2.250 libras para quienes arriben desde los países de su lista roja.

En tanto, el Gobierno británico canceló todos los vuelos al sur de África.

Se insta a los británicos a reducir la cantidad de tiempo que pasan socializando, y los funcionarios de salud advierten que este cambio podría ayudar a limitar la rapidez con la que puede propagarse la nueva variante Ómicron.

Jenny Harries, directora de la Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido, dijo a la radio de BBC que la gente debería considerar cambiar sus «comportamientos invernales» y «no socializar cuando no lo necesitemos especialmente».

Su consejo fue respaldado por el profesor Adam Finn, miembro del Comité Conjunto de Vacunación e Inmunización (JCVI), quien luego dijo a Sky News que las próximas semanas deberían considerarse “un momento para que las personas se queden en casa y eviten el contacto con los demás”.


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora